El Cádiz CF sólo supera por ahora en la tabla a Nástic y Córdoba.
El Cádiz CF sólo supera por ahora en la tabla a Nástic y Córdoba.
Cádiz CF

Impotencia

El vértigo del abismo empieza a planear por Carranza
Por  18:32 h.

El vértigo del abismo empieza a planear por Carranza. La sombra creciente de un futuro de angosturas ha oscurecido de preocupación el rostro del aficionado, que, jornada tras jornada, asiste atónito a la impotencia de su equipo para alzarse con la victoria. Aunque se encuentre al alcance de la mano, como ocurriera el pasado domingo frente al Nástic, siempre un halo de fatalidad y derrumbamiento propicia que se escurra lo que ya parecía asido y asegurado.

Porque la imagen ofrecida durante los primeros treinta minutos resultó bastante positiva y halagüeña y nada hacía presagiar la tormentosa deriva que adquirió el encuentro. Máxime cuando ya se había conseguido lo que más dificultades plantea, que es adelantarse en el marcador, momento tras el cual todo consistía en esperar el que parecía inminente segundo tanto, con el que respirar tranquilo y casi asegurar el ansiado triunfo.

Tal era la superioridad que los amarillos mostraban sobre su rival. Pero esta temporada nada es lo que parece ni el Cádiz es ya ese equipo solvente, seguro y aguerrido de campañas precedentes. Bastaron dos zarpazos visitantes para que éstos traspasaran con una facilidad pasmosa la débil zaga local y anotaran dos goles, uno injustamente anulado y otro que subió al marcador.

A partir de entonces, y de manera progresiva, todo consistió en un cúmulo de despropósitos, con la intensidad en el juego y la ubicación en el campo perdidas por parte de los jugadores y la desconcertante decisión del banquillo de prescindir de Manu Vallejo, único futbolista de la vanguardia que encaraba y desbordaba contrarios. Con todo, lo más preocupante fue constatar cómo al conjunto le faltó la fe obligada para reponerse y las fuerzas necesarias para imponerse a su contrincante. Antes de que los fatales lodos de la terrible ciénaga empicen a salpicar en la clasificación, bueno sería revertir la situación.

La ocasión inminente se halla en Almendralejos, donde nos espera un Extremadura que, a pesar de ser colista, ha mostrado un nivel futbolístico superior a los puntos hasta ahora cosechados. Es el momento y es el partido para catapultar la reacción.