Cervera fue manteado en la fiesta del ascenso. CCF
Cervera fue manteado en la fiesta del ascenso. CCF
CÁDIZ CF

Gloria eterna al Comandante Cervera

Desde el primer año en Segunda y tras ascender implantó su filosofía
Por  12:57 h.

Llegó a un equipo clasificado para una liguilla de ascenso a Segunda en la que muy pocos creían. Se armó de una guardia pretoriana que creyó en lo que les contó y llevaron al equipo de nuevo al fútbol de élite. Porque la Segunda española es élite. Puso a Servando de lateral y lo tomaron por loco. Pero él y los suyos creyeron en eso y ganaron su apuesta.

Después, en su primer año en Segunda implantó su filosofía, el ‘Cerverismo’, y con un equipo recién ascendido en una división muy igualada, complicada y larga metió al equipo en el ‘play off’ de ascenso a Primera. Birlada esa primera eliminatoria por un gol anulado algo dudoso en el Carranza (era el 2-0) y por un resultado que era un empate entre contrincantes, pero la posición tras la Liga regular dejaba al Cádiz CF en el camino.

Aún recuerdo que la pasada campaña se consideró casi un fracaso que el equipo no entrase en ‘play off’. Cierto es que lo tuvo en la mano, pero el fútbol tiene esas cosas. Como también tiene poca memoria a corto plazo. El aficionado al fútbol suele ser como un ninfómano, siempre quiere más en resultados y en juego atractivo. Y así transcurrió el verano con un debate entre los defensores del ‘cerverismo’ y los que apostaban por algo ‘más entretenido’, la sombra del ‘tiki-taka’, el ‘jogo bonito’ y la posesión.

A veces hay que recordar ciertos conceptos que se pierden en la fantasía. Nadie recuerda que dos de los primeros fichajes que hizo el Barça de Guardiola fueron Touré Yaya y Keita, y que traía a los jugadores exprimidos porque el principio de todo estaba en la presión al perder el balón. Hasta tres jugadores había en muchas ocasiones alrededor de un contrario para recuperar el balón y empezar la posesión, esa estadística moderna que trae por la calle de la amargura a muchos entrenadores.

El fútbol va de objetivos y para lograr los objetivos hay que sacar resultados. Esto va de que la ‘pelotita’ entre en el arco contrario y no en el tuyo. A partir de ahí, hay diferentes formas, pero está claro que las de Cervera están avaladas por los números. Como diría Don Luis Aragonés, Cervera no es japonés, sabe lo que dice y los suyos lo entienden. Que le pregunten a Álex, por ejemplo.

No sé si Cervera es lo mejor que le ha pasado al Cádiz CF últimamente, como defienden muchos, pero lo que está claro es que ya es historia del cadismo, por sus años en el club, por sus resultados y porque ha creado una filosofía, un lema, una identidad con esa LLNSN. ¡Qué importante es creer para crecer! Y por todo ello, creo que Cervera es un gran entrenador, un tipo normal al que se puede escuchar hablar de fútbol y creo que quien ha comandado un vestuario que ha creído en esa filosofía e identidad es un Comandante que merece la gloria eterna del cadismo.

Tampoco hay que restar esa gloria al presidente Vizcaíno y a los jugadores, pero eso da para otro capítulo en el que dentro de la plantilla hay nombres muy destacables por muchos matices que existen en esto del fútbol. De momento, disfruten de estas dos jornadas que quedan y del ‘play off’ viendo los toros desde la barrera… pero nunca se olviden que gran parte de esa satisfactoria tranquilidad la tiene un señor de gafas y su gente.