Manuel Vizcaíno brinda con Cervera y con varios capitanes. / Cádiz CF
Manuel Vizcaíno brinda con Cervera y con varios capitanes. / Cádiz CF
Cádiz CF

Un año inolvidable

Será difícil para los cadistas olvidar 2019 después de tantos éxitos de sus equipos
Por  15:28 h.

Se acaba un año más en la historia del Cádiz CF, que en los últimos tiempos ha venido siendo maravillosa en comparación con lo que hemos sufrido los cadistas la Segunda División B en las últimas décadas. Ahora, por suerte, disfrutamos de un proyecto asentado en el fútbol profesional y que mira, más cerca que nunca en este último lustro, a la élite del balompié de nuestro país.

Porque el Cádiz CF es líder en solitario desde que prácticamente arrancó la competición, en la que se ha mostrado intratable en los numerosos enfrentamientos que ha tenido. Ya ha finalizado la primera vuelta y, por eso, los amarillos ya se han enfrentado a todos los rivales de la categoría. Sólo queda la segunda mitad de temporada y la ilusión no puede ser mayor.

Sin embargo, el crecimiento cadista no se queda ahí. 2019 ha supuesto también un año histórico para el filial. Nunca borraré de mi memoria cómo los chavales de Juanma Pavón tocaron el cielo del ascenso a Segunda B en verano al superar al Unión Viera. Después de muchos refuerzos y alguna que otra salida, la temporada para el recuerdo comenzaba con victoria ante todo un Real Murcia en El Rosal. Ahora, es el mejor filial del Grupo IV y parece que le ha tomado el pulso a la categoría. Una auténtica maravilla para todos los que venimos siguiendo a este equipo desde hace varios años.

Pero resulta que el 2019 que está a punto de terminar ha sido igualmente alegre para la sección de fútbol femenino. Y es que las cadistas, a pesar de no conseguir materializar el ascenso sobre el césped, lograron subir de categoría gracias a la reestructuración de la RFEF para el fútbol femenino. Ahora, en Liga Nacional, están firmando números sobresalientes y se han postulado como serias aspirantes a conseguir, esta vez sí, el ascenso en el terreno de juego.

Será difícil para los cadistas olvidar 2019 y todo lo que ha supuesto a nivel de mejoras en el club, tanto a nivel infraestructura como deportivo, pero siempre todo es mejorable y hay que apostar por ello. Repetir será difícil, intentarlo (como la lucha), innegociable. Felices y amarillas fiestas.