El banquillo celebró el gol de Santamaría en Tenerife con rabia y tremenda alegría.
El banquillo celebró el gol de Santamaría en Tenerife con rabia y tremenda alegría.

CÁDIZ CF

«Santamaría es terco y querrá demostrar que es válido en el Cádiz CF»

Armando tiene serias dudas de que Gorka quiera irse del Cádiz CF: «Ahora es el momento de Ortuño, pero quién sabe lo que puede pasar en las próximas semanas»

Por  18:11 h.

Armando Ribeiro definió en su momento a la perfección a Gorka Santamaría, en aquel momento flamante fichaje en el Cádiz CF en el mercado de verano. Las apariencias engañan. No tiene cuerpo ni envergadura para ser un delantero de referencia, pero es un 9 puro. Nada de mediapunta o acompañante. Y el tiempo ha confirmado sus palabras.

El portero, ex del Cádiz CF y ahora en la cantera del Athletic de Bilbao, trabaja con los jóvenes cachorros de Lezama y ha coincidido con el ariete cadista. Ahora el jugador atraviesa un momento complicado pues apenas cuenta con minutos y alterna el banquillo con la grada. Un varapalo cualquiera que se multiplica al ser muy joven (21 años) y estar cedido por una entidad que lo que quiere precisamente es que se foguee disputando partidos en un conjunto de menor nivel.

Armando destaca que “Santamaría no era titular indiscutible con el Bilbao Athletic en Segunda, y ahora ha ido al Cádiz CF, donde la exigencia es alta y la competencia mayor. Es el míster quien lo pidió y es quien debe sacar su rendimiento“. Desvela que “lo conozco desde cadetes y siempre ha jugado de 9. Aquí combinaba muy bien con Iñaki Williams y Unai López, rodeado de muy buenos jugadores. Es un delantero de área, listo, que va bien al rechace”.

Entiende que “ahora mismo Ortuño es indiscutible, tiene una calidad tremenda”. No obstante, “a mí me gustaría que Gorka pudiera triunfar en el Cádiz CF porque estaba muy ilusionado este verano. Además, ha aprovechado sus minutos con goles y buen juego. Cuando ha jugado de delantero centro ha respondido, y seguro que si tuviera más oportunidades daría mejor rendimiento”.

Armando insiste en que Santamaría no se va a rendir tan fácilmente, así que no tiene claro que se marche en enero de la Tacita de Plata. “Será él quien decida pero, conociéndolo, va a intentar demostrar que es muy válido. Es terco. Ahora es el momento de Ortuño, pero quizás dentro de unos meses, con una sanción o algún otro problema, pueda llegar su oportunidad”.