Édgar Badía fue el guardameta del Reus en el Estadio Ramón de Carranza.
Édgar Badía fue el guardameta del Reus en el Estadio Ramón de Carranza.

CÁDIZ CF

El Reus se queda sin cinco jugadores

Shaq Moore, el excadista Mikel Villanueva, Édgar Badia, Vítor Silva y Fran Carbiá ya no forman parte de la entidad rojinegra, que se queda, por ahora, con 13 jugadores

Por  13:28 h.

El Reus se queda sin cinco jugadores. A las nueve y media de la mañana de este viernes finalizaba el plazo para que Joan Oliver, propietario y máximo accionista del club rojinegro, pagara a los futbolistas que habían denunciado a la entidad por no percibir sus salarios. La consecuencia ha sido inmediata al no abonar esos importes. Y no, aunque es 28 de diciembre, no se trata de ninguna inocentada.

De esta manera, Shaq Moore, Mikel Villanueva, Édgar Badia, Vítor Silva y Fran Carbiá ya no forman parte del Reus. Ellos fueron los futbolistas que habían denunciado a través del proceso abreviado que contempla el convenio colectivo entre la AFE y LaLiga.

Por una parte, Shaq Moore regresa al Levante, club que había cedido al futbolista, al tiempo que el excadista Mikel Villanueva retorna al Málaga por el mismo motivo. Libres quedan los tres jugadores restantes, que podrán fichar por otro club a partir del mes de enero, fecha de inicio del mercado de invierno.

A la espera del capitán

Por otra parte, el futuro del capitán y central Jesús Olmo se decidirá el próximo 8 de enero, mientras que David Querol continuará en la plantilla del Reus junto a los otros once futbolistas que aún son rojinegros. Entre ellos Karim Yoda, que no puede jugar al no estar inscrito.

Sin lugar a dudas, un problema mayúsculo para un Reus que empezará el año 2019 visitando al Málaga en La Rosaleda. Todo ello siempre que sus jugadores no se nieguen a viajar. A partir de ahí, el futuro sería aún más negro para un club centenario desde el que Lekic se marchó al Cádiz CF al cierre del pasado mercado estival y al que no pudo llegar Carrillo en calidad de cedido por esos problemas económicos.

De esta manera, LaLiga 123 tendría un serio problema con la retirada de uno de sus 22 clubes. De ser así, el Cádiz CF no viajaría a Cataluña a finales del mes de marzo para jugar ante un Reus que ahora pasa por un momento extremadamente delicado.