Martín José García y Raúl Vizcaíno presencian un partido del Cádiz
Martín José García y Raúl Vizcaíno presencian un partido del Cádiz

Cádiz CF

Raúl Vizcaíno: «Las dudas son lógicas, hicimos creer a la gente que íbamos a subir»

El consejero de marketing del Cádiz CF y hermano del presidente analiza la situación económica del club

Por  21:27 h.

Los números son ese acicate que tantas cosas marca en la vida. Dependemos tantas veces de ellos que muchas veces se convierten en una losa, como le ha pasado y pasa al Cádiz CF. No ascender a Segunda ha tenido unas repercusiones importantes que van más allá de lo meramente deportivo. Una campaña más en una categoría de bronce que quema y eso lo sabe alguien que se encarga de buscar euros por debajo de las piedras.

Raúl Vizcaíno es consejero de marketing del Cádiz CF y el ideólogo de que la entidad se reinvente esta temporada. El sevillano sabe que el reto que se le presenta es aún mayor al de la campaña pasada cuando aterrizó junto a su hermano en el club cadista. ¿Como salir adelante? El pequeño de los Vizcaíno da algunas de las claves a Canal Amarillo, en la primera entrevista que concede a un medio de comunicación gaditano.

–¿Se esperaba el fracaso del ‘play off’?

–Nos ha fallado el 5%. Todo el club ha estado a la altura pero nosotros no metemos los goles. No echamos la culpa a los jugadores, pero al final ellos no lo han conseguido. El juego del fútbol es eso, nos ha tocado la parte más fea.

–¿Se libera usted del fracaso?

–No ni mucho menos. Pero entiendo que el club lo ha puesto todo y también la afición para ascender. El Nuevo Carranza se ha llenado dos veces por primera vez en su historia. Hemos estado todos alrededor del objetivo pero no ha sido posible porque nos ha faltado el éxito en el terreno de juego.

–¿Qué ha supuesto no ascender?

–Son muchas complicaciones estar otra vez en Segunda B. A mi me toca vender Cádiz y no tiene nada que ver hacerlo en Segunda. Es jugar en albero o césped, esas son las dificultades que te encuentras, no le puedes pedir más dinero a un socio por ver a un equipo de Segunda B que si fuera uno de Segunda que viene de Primera. Son presupuestos, la capacidad de ingresos, generar recursos…

–¿Y cómo se afronta la temporada?

–Hay que tener mucha imaginación y generar recursos donde no estaban y donde no hay. Intentar que la gente del Cádiz dentro de las posibilidades que tiene apueste por su club. Somos conscientes de la situación económica por ello es complicado pedir esfuerzos.

–¿Sigue siendo atractivo el Cádiz en la categoría de bronce?

-El año pasado entraron miles de euros en el club, tanto que ya quisiera más de un club de Segunda División. Ahora tenemos muchas posibles patrocinadores que nos pueden dar un salto. Algunos se nos han chafado tras no conseguir el ascenso como es lógico. Cuesta firmar porque estamos en Segunda B aunque somos el Cádiz y eso atrae mucho.

–¿Dónde está el crecimiento del club?

–En lo deportivo. De ahí parte todo. Podemos generar los recursos en función del presupuesto, pero con lo que tenemos más no podemos hacer. Los números en los que se mueve el Cádiz son casi de Primera División, generar recursos en Segunda B es muy complicado. No quiero tirar balones fuera pero más de lo que se está haciendo es complicado. Te pongo un ejemplo. La tienda oficial estaba dentro de una sala de espera del Estadio. En menos de ocho meses, la tienda está fuera y ahora la vamos a llenar de ropa del club con precios asequibles para el cadista.

–¿Está encontrando apoyos de las empresas de Cádiz?

–Como ya te dicho somos conscientes de la situación que hay tanto en al ciudad como en el país. Sin dejar de tener eso en cuenta, no sabría decirte si hemos encontrado más o menos apoyo del empresario gaditano. Lo que si es cierto es que esperamos que apuesten más por el club de su ciudad.

–Pregunta obligada, ¿qué supone ser el hermano del presidente?

–Para mi es un orgullo. Manolo Vizcaino tiene un gran trayectoria, implantó un modelo de negocio en el Sevilla que fue un rotundo éxito. Siempre aprendo más yo de él que él de mi.

–¿Se han arrepentido de estar en el Cádiz alguna vez?

–Solo te digo que no hacía ni hora y media del fracaso contra el Bilbao y nos mandó un mensaje, diciendo que nos levantáramos y arriba. Está claro que es duro estar luchando durante todo un año y que al final no se consiga pero Manolo se viene arriba siempre.

–¿Entiende que la afición dude?

–Es lógico. Hemos hecho creer a todo el mundo que íbamos a subir. Aun así, las caídas son buenas para reinventarse y estoy seguro que ascenderemos».