Manuel Vizcaíno, en el palco de Carranza, con Cordero detrás.
Manuel Vizcaíno, en el palco de Carranza, con Cordero detrás.

CÁDIZ CF

Problemas de tesorería en el Cádiz CF: jugadores y empleados aún no han cobrado mayo

El presidente se comprometió a abonar el salario ayer viernes pero los futbolistas aún no han visto ingresado el dinero

Por  12:03 h.

El Cádiz CF comienza a tener problemas de liquidez para cumplir con sus compromisos en este final de temporada. La tesorería del club ha sufrido el mal final de curso, con esa salida de última hora del ‘play off’ de ascenso, si bien eso no debe ser excusa porque la entidad de Carranza no puede depender de jugar esa fase final cada campaña.

La cuestión es que jugadores y empleados aún no han cobrado la nómina de mayo, tras haber cumplido ya la mitad de junio. Además, el malestar se multiplica porque el presidente Manuel Vizcaíno se había comprometido a pagar este último salario ayer viernes, día 15. Pero los trabajadores no han visto ingresado lo prometido, de ahí el tremendo enfado.

Los futbolistas también vieron aplazado hasta junio parte de su sueldo (la ficha de marzo), y esto puede afectar tanto en la renovación de los deseados como en la contratación de otros jugadores, que no querrán fichar por un club con problemas de pago.

Aunque sean habituales estos problemas a final de cada curso, en los últimos años el Cádiz CF había sido muy escrupuloso en los pagos a sus empleados. El cambio de algunos patrocinadores ha propiciado esta caída en los ingresos publicitarios, pues en cuanto a abonos y taquilla se ha mantenido la línea de temporadas anteriores y el club no puede quejarse en este aspecto.

Tampoco es excusa que el equipo no se haya clasificado para el ‘play off’ de ascenso. Es cierto que sin otro partido (taquilla) en Carranza, más los derechos televisivos, el club ha dejado de percibir una importante cantidad de dinero. Pero el Cádiz CF dejaba claro a principios de campaña que el objetivo es la permanencia, luego esta fase final no puede señalarse como ingreso asegurado. La Liga tampoco ha podido  conceder un préstamo a la sociedad pues todavía está pagando su deuda con Hacienda tras entrar en vigor el plago de pago a los proveedores. Y es que el dinero sigue siendo un problema.