Álvaro Cervera, junto a Perera y Manzano, en un entrenamiento.
Álvaro Cervera, junto a Perera y Manzano, en un entrenamiento.

Cádiz CF

Problemas a la vista

Cervera deberá parchear su defensa ante la epidemia de lesiones en sus centrales

Por  14:13 h.

La defensa del Cádiz CF, el eje central para ser más concreto, está en cuadro. Que de los cuatro centrales que Álvaro Cervera tiene en nómina, en la práctica tan solo pueda contar con uno tiene tela. Y ese no es otro que el montenegrino Ivan Kecojevic, indemne de la plaga de lesionados que ha irrumpido en la zaga central de la maltrecha defensa amarilla.

El primero en caer fue Servando. Al central isleño se lo llevó por delante la salida impetuosa de David Gil en un balón dividido y como consecuencia tuvo que ser operado tras una triple fractura malar a su regreso de Tenerife, ciudad a la que volvió en Liga el Cádiz CF recientemente para ver caer al segundo, que no ha sido otro que Marcos Mauro. El argentino estará de baja algo más de diez días tras sufrir a la media hora de partido ante el conjunto chicharrero una microrrotura.

Precavido como es, Cervera dijo a Cordero, entonces director deportivo, que echaba en falta un central pese a que acababa de perder, para toda la temporada, al extremo Juan Sánchez. Y menos mal que se tomó nota porque al poco de pedirlo cayó lesionado Servando.

A la caída de Servando le siguió la de Mauro, pero para cuando el argentino pedía el cambio sobre el césped del Rodríguez López  ya estaba en la plantilla el que en un principio debía acallar todas las alarmas. Pero hete aquí que cuando con más necesidad se requiere su posible presencia coge y se lesiona. Y eso es exactamente lo que ha pasado con Sergio Sánchez, un defensa fichado deprisa y corriendo a base de talonario para incrementar el nivel de la defensa pero con el riesgo asumido de que venía con una inactividad de toda una temporada a sus 32 años. Y pasó lo que suele pasar cuando al cuerpo se le exige tanto en tan poco tiempo después de tanto tiempo entrenando solo para no perder la forma física, que no competitiva.

Sergio Sánchez comenzó a entrenar con el grupo nada más llegar. Al no estar a tope, se quedó en Cádiz al no estar incluido en la lista de convocados que partía a Tenerife. Vio la lesión de su compañero desde la distancia y sabía que en breve se tendría que exigir más para poder llegar, sí o sí, al partido de este domingo en Tarragona. Y pasó lo que nadie podía imaginar pero que viene siendo muy factible, que se lesionó en el primer entrenamiento del equipo. No es grave sus molestias pero no empezó la semana bien como puede verse.

Desde el Cádiz CF no se ha dado información acerca de la situación de Sergio Sánchez. Se desconoce cuál es la razón pero a simple vista puede que no se quiera dar a conocer las molestias de un jugador que acaba de llegar y que este domingo debía ser titular por decreto dado las ausencias que hay en la defensa.

Por todos los medios se va a intentar recuperar al jugador en el que caso de que no se arriesgue demasiado, algo que por otra parte se entiende del todo complicado desde la óptica de cualquier profesional de la materia. El caso es que a Cervera, como no puede ser de otra forma, se le presenta un nuevo problema en forma de puzle.

Alternativas, como es obvio, tiene varias. La primera de ellas es retrasar a Edu Ramos, en su defecto a Garrido, a compartir la zaga central con Kecojevic. Lo más probable es que se decida por el malagueño ya que a Garrido nunca le ha puesto en esa tesitura en los dos años que lleva entrenándolo y no lo hará ahora que, para más inri, acaba de salir de una lesión.

Aunque lo más probable es que Cervera se decante por la opción primera, no puede descartarse que renueve la confianza obligada que tuvo que darle en Tenerife a Rober Correa, compañero que suplió el pasado sábado al lesionado Marcos Mauro.

Mucho menos probable que las dos anteriores ideas es la que recurre al filial, que en estos momentos tiene a Saturday como hombre importante del once de Juanma Pavón. Sin ir más lejos, el central africano fue el autor del gol del empate del Cádiz CF B la pasada semana. También se encuentra el canterano Sergio, si bien en estos momentos está jugando como mediocentro. Ya se sabe, por sus propias palabras, que Cervera no es muy amigo de responsabilizar a ningún joven de la cantera a jugar en un momento tan complicado. En su momento, dijo de Sergio, al que ya convocase la temporada pasada para jugar el partido de vuelta de Copa ante el Sevilla, que no creía idóneo convocarlo para enfrentarse a una de las delanteras más potentes de la categoría como era la del Albacete. Tal vez, por eso de que llega un Nàstic en puestos de descenso, la cosa haya cambiado. Todo ello se sabrá el domingo a partir de las ocho de la tarde.