Ortuño aún no conoce su futuro.
Ortuño aún no conoce su futuro.

Cádiz CF

Ortuño y la impotencia del ‘9’

Tras un inicio goleador sin precedentes, el delantero ha parado su racha encontrándose muchas veces solo en ataque

Por  14:28 h.

Alfredo Ortuño ha sido y sigue siendo la gran referencia del Cádiz en la zona de ataque. El delantero, uno de los fichajes estrella del pasado verano en el cuadro amarillo, está llamado a ser un futbolista importante, y de hecho ya ha dejado sus credenciales en el seno gaditano.

Sobre todo con un inicio de temporada demoledor. Cinco goles en los cuatro primeros partidos lo auparon por entonces a ser máximo goleador de la categoría y dichos tantos lo mantienen como el ‘pichichi’ del Cádiz CF hasta ahora.

Su calidad y olfato de gol ha quedado demostrada a pesar que desde su doblete al Getafe en la jornada cuatro no ha vuelto a ver puerta. El delantero acumula seis jornadas sin marcar y todo apunta que estará siete, ya que será sancionado para el choque del domingo ante el UCAM.

La falta de gol en los últimos encuentros es más achacable al bajón por momentos del propio equipo que del jugador. Y es que Ortuño está sufriendo la impotencia de un ‘9’ que vive del gol pero que comprueba como muchas veces es un oasis en el ataque amarillo.

Se ha visto como en varios partidos él se lo guisa y él se come. El propio Ortuño se fabrica jugadas con cabalgadas casi desde el centro del campo que en ocasiones acaban con una oportunidad clara de gol. Otras, cae a banda para asistir a algún compañero mientras que a veces nadie le encuentra en el área.

El estilo de Cervera le obliga muchas veces a ser una torre aislada en el ataque que se dedica a bajar balones, intentar parar la pelota y aguantar lo máximo posible para generar el ataque amarillo. Se comprobó en el partido ante el Oviedo en Carranza, donde Ortuño estaba sumamente vigilado y sus compañeros no paraban de buscarle con balones en largo. 

La expulsión, excesivo castigo

Y con todo, la roja en Tenerife le hará con casi total seguridad perderse su primer encuentro liguero esta temporada, a no ser que prospere el recurso presentado por el Cádiz CF. La falta, desmedida a la par que rigurosa, parece más la demostración de la impotencia de quien no encuentra compañeros en la zona atacante.

Viene precedida de una jugada personal en la que pierde el balón y sin pensárselo hace una entrada dura sobre un rival en la que ni siquiera toca balón. El lugar de la infracción, pegado al banquillo local, junto con la aparatosidad de la misma, pusieron en bandeja la expulsión al colegiado.

Toca reflexionar y comprobar que pueden dar otros futbolistas este domingo en ausencia del ‘pichichi’ amarillo. Las ganas de aportar de Ortuño solo se solventan volviendo a marcar, para un futbolista que busca encontrarse con su más que preciado tesoro: el gol.