Miguel García (2), durante el 'play off' de ascenso hace dos temporadas.
Miguel García (2), durante el 'play off' de ascenso hace dos temporadas.

CÁDIZ CF

Miguel García, del Cádiz CF B al Guadalajara

El lateral derecho granadino se había desvinculado del club gaditano y jugará esta temporada en la entidad alcarreña

Por  15:27 h.

Miguel García ya tiene destino: el CD Guadalajara. El que fuese lateral derecho del Cádiz CF B ha llegado a un acuerdo con el club alcarreño para defender su elástica durante la próxima temporada.

El futbolista granadino llegó hace algunos días a un acuerdo con el Cádiz CF para la rescisión de su contrato, que le había sido renovado hasta el 30 de junio de 2020. Sucedió durante la temporada pasada justo después de sufrir una grave lesión de rodilla. El percance tuvo lugar  en el partido ante el Atlético Espeleño, cita correspondiente a la sexta jornada de Liga de Tercera División, y de inmediato fue renovado por el Cádiz CF.

Miguel García tuvo que estar en el dique seco tras una acción fortuita en un lance del juego entre el duelo entre el filial cadista y el equipo cordobés. Tras las pertinentes pruebas y valoraciones, el cuerpo médico del Cádiz CF diagnosticó una rotura parcial del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha, por lo que tuvo que pasar por quirófano. A partir de ese momento fue ocupado el lateral derecho por el central Moisés, primero, y por el incorporado Iván Robles, después. Al final pudo disputar el último encuentro de la temporada regular ante el Córdoba B, pero no volvió a hacerlo durante la Fase de Ascenso a Segunda B que dio con el Cádiz CF B en la categoría de bronce.

El futbolista había llegado al Cádiz CF B una temporada antes procedente del Real Murcia Imperial. Apuesta de Juan Carlos Cordero, antes se había formado antes en los escalafones inferiores del Granada. En el filial cadista fue importante durante el primer curso, en el que disputó 29 encuentros (27 de ellos como titular) a las órdenes de Mere. También empezaba a serlo con Juanma Pavón hasta su lesión. En definitiva, una etapa en la que se proclamó dos veces campeón del Grupo X de Tercera y al final pudo ascender a Segunda B.