Mario Barco, en el primer partido de Liga.
Mario Barco, en el primer partido de Liga.

Cádiz CF

Mario Barco: “Vengo para ser importante en un futuro”

El delantero cadista dice estar tranquilo pese a su falta de gol y confía en que su adaptación vaya a más

Por  18:55 h.

Mario Barco se ha recuperado a tiempo para regresar al campo en el que jugaba como local el año pasado. Allí dejó buenos amigos y recuerdos y por supuesto que para el de Estella es “un partido especial porque supone una motivación extra”. El ariete cadista recuerda que en Lugo fue “muy feliz” y reconoce que le haría “mucha ilusión disfrutar de algunos minutos” en el Anxo Carro, campo donde el Cádiz CF perdió un ascenso pero donde ganó en sus dos últimas comparecencias ligueras. Barco aún no ha marcado con la elástica amarilla y tiene claro que el estadio gallego “sería un buen sitio para romper el hielo”.

Gran conocedor del equipo del Anxo Carro, Mario Barco no tiene dudas de que el encuentro ante sus excompañeros será muy igualado. Aunque en el Anxo Carro creó escuela el fútbol de dominio del balón que implantó Quique Setién, el ariete cadista cree que “el estilo va más en base de los jugadores que se tenga”. Y en este punto, destaca a dos que llevan la voz cantante en el equipo lucense. “Pita y Seoane, además de ser dos líderes, son también dos de los mejores mediocentros de la categoría. En el campo contagian y transmiten buenas vibraciones a los compañeros. Seoane está volviendo a entrar y Pita se encuentra muy bien. Habrá que estar atentos a ellos. El Lugo siempre va a ser temible y más en su campo y con esos dos jugadores”, avisa.

Una vez repasados sus recuerdos, Barco pasó a hablar de cómo está viviendo sus inicios en un club por el que firmó este verano para las próximas tres temporadas. Y por lo que se mide de sus palabras, al navarro no se le ve preocupado por su falta de acierto de cara a gol. “Las expectativas son relativas”, comenzó diciendo acerca de su nula aportación en el apartado goleador en estas primeras diez jornadas. “Hay que ponerse un objetivo real; yo estoy contento con el trabajo que estoy haciendo y mi objetivo es superarme a mi mismo. Estoy convencido que aquí es el mejor sitio para triunfar. Firmé tres años y el periodo de adaptación esta ahí”, manifestó usando por primera vez el término adaptación. “Sigo convencido que es el sitio ideal para mí. Vengo para ser importante en un futuro”, apostilló.

Con o sin adaptación, lo único cierto es que el fútbol rara vez tiene paciencia. Tenga uno, dos o tres años de contrato, la grada exige resultados y de no darlo en el primer curso la paciencia se agota por mucho que diga un contrato. A Barco, de momento, no llegan las prisas. “Entre la adaptación y el contratiempo de esta semana (lesión), ya estoy a disposición del entrenador para lo antes posible”, dijo con la vista puesta en el encuentro de este sábado.

Barco tiene claro que debe seguir trabajando para que lleguen los resultados y está convencido de que se encuentra en el mejor sitio para lograrlo. “Hay que trabajar aunque el proceso de adaptación sigue estando ahí”, repite. No obstante, “jugar aquí es un reto y por eso estoy aquí. Los pasos se están dando bien y confío en que cuando vengan los momentos buenos vengan seguidos”.

Durante la semana que ha pasado lesionado ha podido ver la irrupción en el ataque de Manu Vallejo, otro ariete que se suma a Lekic, Romera y Carrillo en la lucha por un puesto en la delantera. Bajo la misma premisa, Barco entiende que cuanto mayor sea la competencia, mejor será para el grupo. “Son compañeros excepcionales”, dice sobre sus ‘rivales’. Lo que tiene claro es que en su primer año ha venido “además de competir, a aprender y sacar lo mejor de cada uno de ellos”. Ante todo, dice que hay “buen rollo entre amigos”. Y entiende que “esa competencia sana es la que nos va a hacer sacar buen rendimiento”.

Los dos últimos encuentros han levantado un poco la moral de todo el cadismo. Y por lo que se ve, del vestuario también. “Estamos viendo que poco a poco estamos recuperando sensaciones; la gente está enchufadísima y convencida de lo que queremos. Confiamos en los compañeros y en el cuerpo técnico. Estamos convencidos de que vamos a vivir momentos bonitos y los bonitos siempre compensan los malos”.

En el caso de entrar en juego este sábado, lo hará en un momento delicado debido a la falta de gol. En este sentido, bromea diciendo que “ahora mismo es difícil ser delantero, portero, central…”.

El mal comienzo liguero del Cádiz CF se debe a muchas cosas, pero a juicio de Barco hay un motivo de peso. “Siempre ha habido muchas bajas y eso ha provocado que no haya habido un once claro y se han dado muchas rotaciones debido a ello. Por lo demás, la actitud siempre es buena desde el primer día”. Y confía en que “ahora estamos cerca del Cádiz CF auténtico”.