Manu Vallejo celebra un gol en el amistoso del pasado verano en La Línea ante el Mallorca.
Manu Vallejo celebra un gol en el amistoso del pasado verano en La Línea ante el Mallorca.

Cádiz CF

Manu Vallejo, en el recuerdo dorado de Cervera

"Empezó a hacer goles como churros en la pretemporada lo pusieras donde lo pusieras", dice el técnico del Cádiz CF

Por  17:54 h.

Uno de los jugadores que más le ha dado a Cervera este año ha sido Manu Vallejo, del que ha hablado en la emisora Comunidad Valenciana Radio. El entrenador que le abrió las puertas del fútbol profesional repartió loas tanto al jugador gaditano como al director deportivo de entonces, que fue quien le indujo a hacerlo partícipe de una pretemporada en la que el canterano se salió del mapa. 

“La historia de Manu es de esas que pasan pocas veces en el fútbol y que más adelante llaman la atención. Jugaba en el filial el año pasado, en Tercera. El director deportivo Juan Carlos Cordero me dijo que lo usara en pretemporada, sin ninguna presión, hasta que fuéramos fichando a gente. El chaval de todas formas se había merecido al menos hacer la pretemporada con nosotros. Empezó a hacer goles como churros en los partidos amistosos, ya lo pusieras de extremo entrando por dentro, de delantero o de segunda punta. Y venga goles y venga goles, no solo contra equipos flojos sino también con los buenos. Y nos vimos en la obligación de que se quedara en la primera plantilla. Al final te gana él la partida. No a mí, sino al fútbol, le gana un tiempo al fútbol que a lo mejor no estaba previsto. Empezamos a confiar en él ya como delantero y siguió metiendo goles y pasó lo que ha pasado. Sabía que el Valencia lo estaba siguiendo porque el fútbol está muy conectado y que había alguien especialmente encariñado con él. Al final se confirmaba el traspaso”.

Por último, dice que “es un chaval de un pueblo llamado Chiclana, encantador, muy, muy buena gente. Como futbolista puede jugar en muchas posiciones, pero si tuviera que elegir la que mejor lo define, diría que es un goleador. Puede tener su día o no con los controles de balón, no es lento, pero tampoco demasiado rápido, pero en el área te puede tirar desde donde menos te lo esperas y te la mete. Tiene ese don. Tiene ganas y un muy bien entorno familiar”.