La afición del Racing, en un partido de su equipo.
La afición del Racing, en un partido de su equipo.

CÁDIZ CF

Las aguas bajan revueltas en El Sardinero

Hartos por la precaria situación deportiva del Racing de Santander, colista de Segunda, seguidores cántabros han pedido responsabilidades

Por  13:19 h.

No pasa el Racing de Santander por un buen momento. Con sólo dos victorias en 24 encuentros es colista de Segunda el equipo cántabro, que tuvo que destituir a Iván Ania para dar entrada a Cristóbal Parralo ya avanzada la temporada.

A fin de cuentas, una situación comprometida para un recién ascendido que, sin embargo, es uno de los clásicos del balompié nacional. 44 temporadas en Primera y 34 en Segunda dan buena fe de ello.

Esa escasez de triunfos, motivada en buena parte por la pérdida de puntos en los minutos finales (esta vez sucedió en la recta final ante la UD Las Palmas), ha propiciado que una parte del racinguismo ya haya mostrado su hartazgo por la precaria situación del equipo. Así, algo más de medio millar de aficionados respondió el pasado domingo al llamamiento de ‘La Gradona de los Malditos’ y se concentró ante la fachada principal de los Campos de Sport del Sardinero para pedir responsabilidades después de que el conjunto verdiblanco se haya colocado como colista de Segunda División.

La directiva del Racing y su director deportivo, Chuti Molina, fueron los señalados una vez con cánticos. Y es que las aguas bajas bastante revueltas en tierras montañesas. Y ahora toca visitar al Cádiz CF, que necesita recuperar el camino del triunfo, el mismo que no conoce en este año 2020.