Vizcaíno, atiende a los medios.
Vizcaíno, atiende a los medios.

Cádiz CF

Un juez bloquea las acciones de Locos por el Balón

Deniega la prejudicialidad solicitada por Manuel Vizcaíno y acciona el bloqueo como medida cautelar hasta que pague más de un millón de euros a Quique Pina

Por  20:50 h.

La situación judicial del Cádiz CF se complica. Las acciones de Locos por el Balón, propietario del mayor paquete accionarial del club, han quedado bloqueadas, en manos judiciales. El motivo está en las reclamaciones de Quique Pina para el pago de una deuda por valor de 1.025.000 euros (más los intereses, que podrían ser cercanos ya a otro millón de euros), y que Manuel Vizcaíno, como administrador único de la mercantil, no ha llegado a abonar. Se trata de un paso más en el embargo cautelar que ya se hizo público el pasado mes de julio.

El juez Francisco Berjano Aredano ha emitido una providencia para embargar preventivamente todas las acciones de Locos por el Balón. Hay que recordar que el pasado 9 de julio el presidente del Cádiz CF argumentó que no le pagaba dicha cantidad a su socio al entender que se trataba de una deuda ilegal, algo que el juez le corrigió al considerar que la deuda, completamente legal, es una deuda mercantil a la que debe hacer frente el sevillano. El actual mandatario pidió entonces una prejudicialidad, al entender que había otra querella al murciano por un supuesto delito de estafa procesal, para que paralizase el embargo. Sin embargo, el juez se la ha denegado ahora.

Los hechos se remontan a 2015, cuando Locos por el Balón firmó un acuerdo con Doyen Sport para que financiase sus operaciones, aunque finalmente más tarde Calambur Intermediaciones (la empresa de Pina) se hizo cargo de la cantidad adeudada que supera al millón de euros (más los intereses), reclamada a Manuel Vizcaíno, y que sirvió para poder pagar los gastos de tesorería: Hacienda, Seguridad Social, contratos de futbolistas, pago de su deuda, etc.

Ante estas novedades judiciales, Manuel Vizcaíno remitía al comunicado presentado el pasado 12 de julio cuando fueron embargadas cautelarmente las acciones de Locos por el Balón, recalcando que esta decisión judicial “carece de consecuencias prácticas en la gestión societaria”.