Claudio da instrucciones en un momento del partido, que se detuvo para que se refrescasen los equipos.
Claudio da instrucciones en un momento del partido, que se detuvo para que se refrescasen los equipos.

Cádiz CF

Claudio, muy cabreado con el egoísmo del equipo

«No somos el Barcelona», dijo a sus jugadores el entrenador del Cádiz CF, muy enfadado al término del partido

Por  19:10 h.

Claudio Barragán es un entrenador con mucho temperamento. Tanto, que hasta se puede pensar que es capaz de abandonar el banquillo camino de los vestuarios como señal de cabreo con sus jugadores, que estaban perdonando al Córdoba B cada vez que llegaban al área de un colista que se vio muy superado por el líder del Grupo IV. Nada más llegar a la sala de prensa del estadio del Nuevo Arcángel, el entrenador del Cádiz CF dio sus explicaciones, muy alejadas del motivo por el que se fue camino de la caseta. «No somos el Barcelona, son gajes del oficio», dijo en alusión a la cantidad de ocasiones malogradas y ya un tanto más calmado que cuando abandono su puesto durante el partido.

Más reposado, hizo un frío análisis de un encuentro sin historia. «Hemos empezado el partido de forma regular y en ese juego combinativo nos han generado problemas. No hemos estado acertados y estos partidos son de los que no marcas y te pueden pasar factura. Ellos con el empate han tenido una ocasión clara. Hay cosas que no me han gustado», aclaró el de Manises, que sabe que si en un partido de ‘play off’ su equipo se comparta como lo ha hecho hoy sobre el césped del estadio cordobés estás muerto.

Pero que estuviese enfadado con la puntería de sus jugadores no significaba que lo estuviera también con el rendimiento de los mismo. «Hemos jugado con la máxima intensidad pero hay situaciones que no podemos repetir», volvió a decir.

La pregunta era la más esperada. ¿Por qué se fue del vestuario en un momento de la segunda parte? Y muy claro que lo dejó. «He abandonado el banquillo porque me estaba meando vivo».

Poco a poco, el Cádiz Cf se fue haciendo con la manija del partido, pero también dispuso de ocasiones «a la contra, donde le hemos podido hacer más daño del que le hemos hecho, el equipo tiene que ser ambicioso».

Y si para sus jugadores de ataque ya ha repartido muchos elogios a lo largo del curso, esta tarde le ha tocado a los zagueros. «Atrás hemos estado bien, yo diría que notable». Y sobre su once elegido para hoy y el descanso a los titulares, argumentó que «he decidido darle descanso a Juanma Espinosa, a ver si coge fuerza».

Muchas veces se ha destacado del equipo de Claudio que huye de los personalismos, pero esta tarde se apreció mucho individualismo en determinadas jugadas. «Hay csosas que no me gustan nada (dejando caer los egoísmos dentro del equipo), no se pueden dar más. No iba a dar la rueda de prensa, la iba a dar Alfredo», manifestó explicando su cabreo.