La afición del Cádiz CF animando en Carranza
La afición del Cádiz CF animando en Carranza

Cádiz CF

Carranza, espacio sin humos

Es el Defensor del Abonado el encargado de trasmitir al club todas las reclamaciones por parte de los seguidores del Cádiz CF

Por  18:47 h.

Son muchas las peticiones cadistas que han surgido a lo largo de este año para mejorar el bienestar de la afición. Algunas resueltas y otras de carácter importante todavía sin resolver. Una de ellas es llegar a convertir el Ramón de Carranza en un estadio lejos del humo.

José Manuel García es desde hace escasamente un año el Defensor del Abonado, donde lleva a cabo todas las ideas que los aficionados proponen. El encargado de darle voz a esta iniciativa, propone que se habiliten nuevos vomitorios  para aquellos que quieran fumar durante los encuentros del Cádiz CF. “Hay que concienciar a los mayores que en el estadio hay niños y personas con problemas de respiración. Es una propuesta para que todos disfruten del espectáculo del fútbol”. Por ello ve con buenas expectativas este nuevo proyecto:”La sociedad esta preparada para admitir restricciones de tabaco”.

Es un trabajo que consiste en recibir quejas o reclamaciones de los espectadores y se las hace llegar al club, pero recalca: “Trabajo de forma particular, sin remuneración al respecto. Solo intento solucionar problemas que tienen los aficionados”. José Manuel recalca: “Tengo contacto directo con el club, pero no pertenezco a la entidad, ni tengo interés en formar parte de ella. Me reúno con ellos periódicamente para dar solución a todas las ideas que me llegan”.

Él ha sido en el encargado de mostrar las deficiencias de los abonados por medio de las redes sociales: “Hay que poner en conocimiento publicamente las solicitudes. Muchas veces no nos dan tanto bombo”. Tras su comunicado en Twitter donde resalta las propuestas recibidas: “La acogida ha sido genial. He recibido numerosos mensajes de apoyo”.

Muchos países desde la entrada en vigor de la Ley Antitabaco, se adaptaron a esta normativa prohibiendo encender un cigarrillo dentro de los estadios de fútbol entre otros. El ejemplo se plasma en Reino Unido, y le siguen países como Holanda y Alemania, o La Liga de Fútbol Americana (MLS).

En España el único estadio donde está totalmente prohibido fumar es el Camp Nou, donde el club sanciona a aquellos que no cumplan dicho reglamento dentro del recinto. Desde entonces numerosos clubes españoles han querido convertir sus templos en estadios sin humos, como Mestalla (Valencia FC ) o San Mamés (Athletic Club de Bilbao) que esta temporada se suma a esta iniciativa. El debate está ahora en si en Cádiz se podría desarrollar una idea similar y convertir el Carranza en un estadio sin humo.