Carlos Castro, en un entrenamiento del Sporting.
Carlos Castro, en un entrenamiento del Sporting.

Cádiz CF

Carlos Castro, en la órbita del Cádiz CF

El delantero no entra en los planes del Sporting de Gijón

Por  19:19 h.

Juan Carlos Cordero ha puesto su interés en los descartes de un equipo que deberá luchar por el ascenso la próxima temporada como a buen seguro estará el Sporting de Gijón, que este año disputó el ‘play off’ de ascenso y cayó eliminado por el Valladolid.

Al interés que ya ha demostrado el Cádiz CF por el defensa Babin, que no cuenta en los planes de Rubén Baraja, hay que añadir el que también despierta el delantero Carlos Castro, que tampoco lo tiene muy fácil seguir en la entidad del Molinón.

Tanto uno como otro ya estuvieron en la órbita del Cádiz CF en el pasado. A por el francés se dirigió Cordero la pretemporada pasada pero su alto precio era prohibitivo para las arcas del conjunto gaditano. Igualmente, también se intentó en un mercado invernal por el canterano sportinguista

Una de las prioridades de Cordero para reforzar al equipo es dotarle de un delantero centro contrastado y que el año pasado tanto se echó de menos tras la marcha de un Ortuño que sigue intentando desvincularse del equipo norteamericano en el que aún le quedan dos años de contrato. A la espera del delantero de Yecla, que también está hablando con el Albacete para regresar a la Segunda A tras su infructuoso pasó por el Real Salt Lake de Uath, a Cordero no le queda otra que seguir los pasos de otro jugador que ve interesante y que no cuenta en su actual club.

En estos momentos, a las órdenes de Cervera se encuentran el fichaje procedente del Lugo Mario Barco y los que ya estaban Dani Romera y Carrillo. A falta del cuarto delantero, el Cádiz CF espera dar con la diana tras un año sin un goleador nato tras los fracasos de los anteriores y de Jona, hoy en el Lugo.

Carlos Castro podría ser el elegido a pesar de que viene de completar una mala temporada en el Sporting, donde solo marcó un gol en 19 partidos jugados. Esto le ha llevado a no ser una pieza importante en el equipo de Rubén Baraja y todo apunta a que saldrá de la entidad asturiana.

Castro tiene 23 años, se ha formado en Mareo y es muy querido por la hinchada sportinguista. Como es lógico, el Cádiz CF no es el único club interesado. De hecho, el Mallorca, recién ascendido, ha entrado en la puja con fuerza.