Once inicial del Cádiz CF ante el Barbate.
Once inicial del Cádiz CF ante el Barbate.

CÁDIZ CF

Barbate-Cádiz CF (1-5): Nuevos destellos en un Cádiz con el B en su matrícula

José Mari acapara el protagonismo en la primera mitad y Abel, Salvi y Canario se gustan en la prueba de los amarillos ante el 'sparring' barbateño

Por  22:55 h.

El nuevo Cádiz CF salta a escena pero con el B en su matrícula. Con solo cuatro días de trabajo en sus piernas, con la columna vertebral de descanso tras la ajetreada y larga temporada pasada, Claudio regresaba al banquillo en Barbate con un once de cantera, de filial y juveniles. Salvo Cifuentes en el arco y Cristian en el lateral, el técnico ingresaba a los chicos de las secciones inferiores, formando el primer equipo de la campaña con Sergio, Tenorio, Iván Moreno, Quintana, Oliva, Manu Vallejo, Weis, Cisco y José Mari.

Este último asumía los galones y pronto mostraba su superioridad por encima de los compañeros de hornada y por supuesto de los modestos peloteros barbateños. En dos acciones ofrecía sus credenciales: velocidad para desarbolar a una zaga que permitía todas las comodidades y actuar con generosidad para regalarle el primer gol a Cisco; y efectividad para rematar con clase el servicio enviado por el mismo compañero en este particular reparto de tareas.

José Mari acaparaba toda la atención pues antes de que finalizara el primer asalto abandonaba el terreno de juego tras recibir una dura entrada del rival Cristóbal. Lesionado terminaba su primera prueba, exámenes finales pues ha de demostrar a Claudio que tiene plaza en su plantilla.

Al margen de goles y circunstancias anecdóticas, pocas conclusiones que extraer en una primera mitad con clara superioridad amarilla. Claudio apretaba para que sus pupilos no se relajaran. Con un 4-2-3-1, Quintana en la sala de máquinas y dos extremos abiertos, presionaba muy arriba en cuanto perdía el esférico e iniciaba la jugada desde atrás. Ideas, filosofía, acomodadas ante un adversario de perfil bajo.

El míster valenciano trocaba el once completo en la segunda mitad. Le llegaba la oportunidad a cuatro de las recientes adquisiciones: Juanjo, Abel, Salvi y Canario. Junto a ellos, el meta Álex con Ponce, Pepe Castaño, Molina, Juampe, Khalu y Román.

El ex del Sanluqueño y Villanovense se ganaba los aplausos del graderío con su velocidad y su carácter incisivo por banda, bien asistido por Canario en corto y Abel en largo, con balones a la espalda de la zaga rojilla. No obstante, y pese a que el Cádiz elevaba el nivel por los nombres que corrían sobre el césped, el Barbate le complicaba las cosas y al tanto de Khaluk le respondía Goyo desde el punto de penalti.

Molina hacía el cuarto con un disparo seco. Pegadito al palo. El dominio ya era absoluto, el físico pesaba sobre los locales. Abel, Salvi y Canario se gustaban en las inmediaciones del área, buscando siempre la asociación, mientras el peleón Román le abría espacios con su brega. Precisamente el ariete anotaba el quinto desde el punto de penalti con el que se cerraba el marcador.