Álvaro Cervera habla con Enrique Ortiz antes de una rueda de prensa.
Álvaro Cervera habla con Enrique Ortiz antes de una rueda de prensa.

Cádiz CF

La renovación de Álvaro Cervera, la tarea pendiente de 2020

El técnico ya está en el mercado y puede negociar libremente con cualquier otro club, aunque su primera opción sigue siendo quedarse

Por  10:20 h.

Como si de las promesas para el nuevo año se tratase, una se cierne en el entorno del Cádiz CF, desde el de la afición hasta el del equipo amarillo, pasando por la directiva de la entidad amarilla.

Una promesa en forma de nombre de entrenador, el de Álvaro Cervera Díaz. El técnico de los récords y que esta temporada aspira a convertirse en el míster con más partidos en la historia del Cádiz CF, si todo va como debe hasta final de temporada. El entrenador que ascendió de manera milagrosa al conjunto amarillo hace unas temporadas a Segunda y con el que actualmente aspira a conseguir el más difícil todavía, retornar a la máxima categoría.

Una promesa en forma de renovación y es que el 2019 ha dejado la tarea pendiente para su hermano 2020 de firmar la continuidad del técnico cadista para los próximos años. Un nuevo contrato que está en ciernes pero que no se ha firmado por ninguna de las partes que aunque han trasladado su manifestación pública de entenderse, dicho acuerdo aún no se ha producido.

Las declaraciones están ahí y se deben tener en cuenta. Por parte del entrenador, su opinión ha quedado más que manifiesta: “Estoy feliz aquí y me quiero quedar”. Por la parte opuesta, la de la directiva, las palabras del presidente Manuel Vizcaíno también han sido esclarecedoras: “El entrenador se quedará en el Cádiz CF el tiempo que él quiera”. Frase esta última que el dirigente amarillo ha repetido hasta la saciedad.

El propio Vizcaíno, el que parece que tiene la pelota en su tejado, ha insistido que la renovación llegará y que le cansa hablar de ella constantemente, dejando entender que las partes llegarán a un acuerdo.

El técnico ya es libre

Sin embargo, la gran pregunta que se hace todo el cadismo, que por cierto en buena medida sigue exigiendo por redes sociales y en la grada la renovación del técnico, es cuando llegará dicho acuerdo.

Se sigue sin entender dos cuestiones al respecto. La primera es que si las dos partes quieren que sus futuros sigan ligados por más tiempo, qué está impidiendo para que se cierre un acuerdo de continuidad. Al respecto, Vizcaíno era cuestionado por ello hace semanas en la tertulia de Deportes COPE Cádiz si era una cuestión de dinero, afirmando el sevillano que “todo es una cuestión de dinero”.

La renovación el entrenador aumentaría evidentemente su salario, que actualmente está lejos de los más altos de la plantilla. Más allá de eso, los años del contrato y las cláusulas del mismo en cuanto a posibles ascensos o no, son las patas importantes de un acuerdo que ya se ha puesto encima de la mesa.

No hay que olvidar que las dos partes ya han tenido alguna que otra toma de contacto pero lo que se ha puesto encima de la mesa no ha satisfecho del todo al entrenador, mientras que desde el club entienden que la negociación debe continuar.

Por otra parte, la segunda cuestión que no se entiende es que porqué se ha dejado que llegue el mes de enero con la continuidad del entrenador en el aire. Desde este 1 de enero, Álvaro Cervera ya es totalmente libre para firmar el año que viene con cualquier otro club. Al igual que Marcos Mauro, que también acaba contrato a final de temporada, el técnico tiene libertad absoluta para negociar de cara a la próxima temporada.

No obstante, el entrenador ha recordado que su primera opción “será siempre el Cádiz y esperaré si hace falta”. Con ello, Cervera recuerda que sigue queriendo ser entrenador amarillo y que se sentará cuantas veces haga falta con el club.