Iván Alejo, en un entrenamiento. Foto: Cádiz CF.
Iván Alejo, en un entrenamiento. Foto: Cádiz CF.

Cádiz CF

Alejo: “Parece que no ha habido parón”

El extremo del Cádiz CF ve al equipo apto para volver a competir y centrado en conseguir el deseado objetivo

Por  12:27 h.

Difícil es que alguien le quite la sonrisa de la cara a Iván Alejo cuando de volver a su trabajo se trata. Durante el confinamiento, como todos, no lo ha pasado muy bien, pero entre medias le ha dado por cambiarse de ‘loo’ y lo cierto es que le ha sentado bien porque ha llegado a los entrenamientos con más ilusión que nunca. Ilusión que por otra parte se encarga de expandir por un vestuario que lo quiere por su forma de ser y alegría que transmite en el día a día.

El jugador pucelano atendía este miércoles a los medios oficiales tras un entrenamiento marcado por el fuerte viento de levante que impera en la Bahía desde el pasado domingo y que se alargará hasta el viernes. Optimista, a Iván Alejo no parece que el confinamiento le haya restado energía. Y lo que es más importante, según sus palabras, no parece apreciarse en sus compañeros que la inactividad vaya o pueda pasar factura una vez el balón eche a rodar de manera oficial. Y eso que todavía las sesiones no son todo lo normal que se desearía debido a la desescalada gradual que se vive en todo el país. “Los entrenamientos nos acercan a la normalidad y nos hace estar mentalizados para el regreso a la competición. Nos vienen cosas muy importantes, con un reto muy bonito para todos. Estamos preparados para conseguir el objetivo”.

En el mismo sentido, Alejo confiesa que “las primeras semanas fueron duras y costó un poco, porque ha sido mucho tiempo sin estar en el día a día”, pero asegura que “hoy parece que no ha habido parón viendo entrenar al equipo”.

El regreso a la competición ya está en la mente de los jugadores, aunque vaya a ser con un ambiente diferente sin afición, algo que no será muy fácil de digerir por un futbolista como él, que vibra con la de Carranza y que se motiva con las foráneas. “No es algo que guste porque se pierde mucha esencia, pero hay que acabar la competición”.

Y es que todo es poco si se compara a lo mucho que hay en juego porque la ilusión de lograr el objetivo del ascenso paliará ese déficit: “Esto es una liga de once jornadas en las que estamos líderes y sacamos cinco puntos al tercero. Queda poco para terminar y está claro que todos se cambiarían por nosotros. Vamos líderes y tenemos que defenderlo en el campo”, apostilla.