Manoletinas de rodillas de Iván Fandiño al segundo toro de la tarde
Manoletinas de rodillas de Iván Fandiño al segundo toro de la tarde - Efe

«Lagunero», un jandilla de magnífica clase en Bilbao

Con este gran toro, Fandiño da una vuelta al ruedo tras petición de oreja en el broche de las Corridas Generales

BILBAOActualizado:

Cambiando el orden habitual, Jesús Gil forjó una frase pintoresca: «Hasta el toro, todo es rabo». En la última de estas Corridas Generales, con cielo cárdeno –como los Victorinos–, viento y algo de sirimiri, se lidian toros de Jandilla (los triunfadores del año pasado) y disfrutamos con uno, «Lagunero», negro mulato, de 535 kilos y clase extraordinaria: Fandiño lo torea a placer pero pierde la oreja, al no lograr la estocada. La corrida tiene nobleza pero las fuerzas justas. Urdiales y David Mora dejan muestras de su torería.

Reciben con una ovación a Urdiales, el primero que cortó dos orejas a un toro, antes de Garrido. El primero flaquea, es noble pero lleva la cara alta. Diego brinda por televisión al banderillero Soto. Muy arropado por sus paisanos, muletea pulcro y clásico pero las series son cortas. Mata fácil. Le ha faltado apretar el acelerador. El cuarto acude pronto, embiste con codicia y repite, pegajoso. Urdiales traza muletazos con buen gusto; le aplauden la colocación y algunos excelentes naturales pero tarda en imponer su dominio y hace guardia, con la espada. En resumen, ha estado bien pero sin repetir el triunfo; nos ha dado pinceladas, más que un cuadro completo.

Fandiño, que lucha por recuperar la primera fila, tiene la fortuna de que le toque este «Lagunero» (el mismo nombre de un amigo de Alberti). Al comienzo, flaquea y surgen algunas protestas. Iván García banderillea estupendamente. En la muleta, el toro embiste de maravilla, por la derecha, y todavía mejor, por el otro lado: es pronto, va largo, repite. A Iván, muy firme, le permite cuajarlo en largos muletazos y hasta torear a cámara lenta, al final; concluye con manoletinas de rodillas (en el estilo del Litri, más que en el suyo). Un pinchazo arriba resulta suficiente pero es la causa –supongo– de que se no se le conceda la oreja: petición y vuelta. También la merecía el magnífico toro. Recibe al quinto, aplaudido de salida, con una larga cambiada y brinda al público: después de dos muletazos cambiados, el toro protesta y surgen enganchones. Sólo puede mostrar su voluntad insistente. Mata cruzando con guapeza y le aplauden sus paisanos.

Merece que le den oportunidades David Mora, después de su recuperación, por el tremendo percance. En el sobrero que hace tercero, logra derechazos templados, enroscándoselo a la cintura, pero el toro se para muy pronto y falla con la espada. Cierra la Feria un «Marcadito» (como un goleador cualquiera), también noble, al que parea bien Ángel Otero. Se luce el diestro en los doblones; dando distancia, muestra su toreo clásico, de buen gusto, pero el toro protesta, la faena va a menos y pincha, antes de una gran estocada. Es un torero muy recuperable.

Concluyen las Corridas Generales con la belleza de este toro, de clase extraordinaria. Me despido de Bilbao recordando la frase de un gran bilbaíno, Miguel de Unamuno: «En esta vida que no es sino trágica tauromaquia...» ¡Hasta el año que viene!

Postdata. En el magnífico Museo de Bellas Artes de Bilbao admiro un precioso cuadrito del vasco Darío de Regoyos: un festejo taurino, en Pasajes, junto a la ría; en los balcones de las casas, lucen alegres banderas españolas. Eran otros tiempos...

BILBAOActualizado:Actualizar

Sexto toro

Sale el último toro de la feria bilbaína, Marcadito. Buen par de Otero, al que su matador hace un quite a cuerpo limpio. David Mora brinda a todos los compañeros, en especial a José Manuel Soto y al corredor Julen Madina. Tiene casta este toro, que no para de embestir desde el comienzo por bajo. Repite el buen toro y liga Mora series con emoción. Se va quedando más corto y va a menos. Pinchazo y estocada. Aviso (saludos).

Quinto toro

Sale el quinto, Granuja, número 132, al que Fandiño recibe con una larga cambiada de rodillas y hay un momento de apuro. Eficaz la lidia de Iván García, perfecto. Fandiño brinda al público. Cae un ligero sirimiri. El vasco comienza con dos vibrantes pases del péndulo. Este colorado protesta y echa la cara arriba. Para colmo se desploma. Fandiño se muestra entregado y se pega un arrimón. Mata con habilidad de estocada. Saludos. Pitos al toro.

Cuarto toro

Sale el cuarto, Irascible, número 85, negro bragado meano. Va y viene al capote de Diego Urdiales, que brinda al público. El toro es pegajoso. Aunque Irascible se queda cada vez más corto, el riojano se gusta y deja algún remate por bajo muy torero. Se adorna con dos molinetes en los que también se gusta. Faena con sabor, en la que le aplauden la colocación, pero sin llegar a imopnerse al toro. Estocada que hace guardia y estocada. Saludos.

Tercer toro

Sale el tercero, Garrotín, que blandea. Asoma el pañuelo verde. Sale el sobrero, también de Jandilla. Se llama Administrador y está herrado con el número 60. Genuflexo David Mora en el comienzo, que pierde la muleta en un molinete. El toro es noble, pero se para demasiado pronto. Da algunos muletazos a derechas con gusto, cuando coge la izquierda ya hay poco que hacer. Cuatro pinchazos y estocada. Aviso. Silencio.

Segundo toro

Sale el segundo, Lagunero, número 137, negro mulato listón, de 535 kilos. Flaquea desde la salida este jandilla, aunque mete la cara en el capote de Fandiño. Iván García cuaja un soberbio tercio de banderillas y se desmontera. Coge la izquierda el vasco, con una serie que cala en el público. El toro humilla una barbaridad, con clase excepcional, pero muy justo de fuerzas. Templa un firme y asentado torero vasco con un toro extraordinario que se templa solo. Inteligentemente, lo oxigena cuando arranca la música. Despaciosa la embestida y despacioso el torero, con muletazos a cámara lenta. Echa las dos rodillas por tierra en meritorias manoletinas. Pinchazo hondo arriba y descabello. Petición y vuelta al ruedo. Bronca al presidente.

Primer toro

Sale el primero, Jumito, número 44, castaño bragado meano. Urdiales brinda al banderillero José Manuel Soto, a quien tuvieron que amputar la pierna esta semana por un brutal percance. El riojano compone con clasicismo y torería una primera parte con bonitos muletazos sobre la derecha, aunque sin apretar del todo el acelerador con un toro que se deja aunque lleva la carita alta. A izquierdas le cuesta más embestir. Cuando regresa a la derecha el toro protesta, le falta casta. La gente le aplaude la pureza de la colocación y arropa mucho a Urdiales. Estocada delantera perpendicular y descabello. Saludos.

Paseíllo

Con media entrada, hacen el paseíllo Diego Urdiales, de azul y oro; Iván Fandiño, de verde y oro, y David Mora, de rosa y oro. Sacan a saludar a Urdiales, que comparte la ovación con sus compañeros.

Sorteo

Esta mañana fueron sorteados los toros de Jandilla que se van a lidiar esta tarde. Abrirá plaza Jumito y cerrará la feria Marcadito. El primer sobrero es de la ganadería titular y el segundo es de Juan Manuel Criado.

Cartel

¡Buenas tardes! Bienvenidos a la última corrida de las Generales de Bilbao. Se anuncian toros de Jandilla para Diego Urdiales, en su segundo paseíllo tras su puerta grande con Alcurrucén, Iván Fandiño y David Mora.