X Premio Taurino ABC

Catalina Luca de Tena: «Ser aficionado a los toros se ha convertido en una actividad de riesgo»

Discurso de la presidenta-editora de ABC, en la entrega del galardón a la Infanta Doña Elena, en representación de los aficionados

Actualizado:

La presidenta-editora de ABC, Catalina Luca de Tena, ha pronunciado las siguientes palabras durante la entrega del X Premio Taurino ABC, que ha recogido la Infanta Doña Elena en representación de los aficionados:

«Alteza, ABC cumple este año 2018 ciento quince años de vida. Y a lo largo de su historia, ha mantenido una defensa a ultranza de la fiesta de los toros. Quien revise la hemeroteca no tiene que esforzarse mucho para ver los centenares de portadas, crónicas y entrevistas que adornan de esencia taurina estos ciento quince años de vida periodística. Buena prueba de ello son los maestros de la crítica que han ocupado la tribuna de ABC, como Gregorio Corrochano, Antonio Díaz Cañabate, Vicente Zabala o, actualmente, Andrés Amorós. Todas las grandes firmas de ABC también han publicado memorables artículos taurinos: desde Azorín o Pemán, hasta José María de Cossío o Antonio Burgos. Y además de este Premio, ABC de Sevilla organiza anualmente el Manuel Ramírez de Periodismo Taurino, que se ha concedido, entre otros, a Mario Vargas Llosa, Tristan Garel Jones, o Esperanza Aguirre.

Señora ministra de Defensa, señor ministro del Interior, autoridades, señoras y señores: celebramos hoy la décima edición de este Premio Taurino de ABC, que ha distinguido a grandes ganaderos y matadores. Y quisiera recordar hoy aquí muy especialmente a ese extraordinario criador de reses bravas, que fue Victorino Martín-Andrés, quien obtuvo este galardón en 2012 y que nos dejó el pasado mes de octubre.

Esta vez, el Jurado ha querido resaltar el trascendental papel que desempeñan los aficionados a los toros. Sin ellos, evidentemente, no podría existir la Fiesta.

Resulta especialmente oportuno agradecer su constancia, en unos años en los que la crisis económica ha afectado a todos los espectáculos. Según las estadísticas, han sido más de cinco millones los espectadores que han asistido a los toros durante la temporada 2017, en España.

Últimamente, además, ser aficionado a los toros se ha convertido en una actividad de riesgo, por los lamentables e inciviles actos de muchos antitaurinos, que no respetan una actividad perfectamente legal y reconocida como uno de los grandes valores del patrimonio cultural español.

El Jurado, presidido por Javier Benjumea, y compuesto por José María Álvarez del Manzano, Andrés Amorós, Albert Boadella, Pilar González del Valle, Victorino Martín, José Ramón Márquez, Joaquín Moeckel, María Dolores Navarro, Juan Antonio Ruiz «Espartaco» y François Zumbiehl, subrayó el especial mérito de la afición por su constante apoyo a un espectáculo absolutamente azaroso e imprevisible. El aficionado a los toros es el tenaz perseguidor de un sueño, que sólo algunas veces se produce.

Además, ese aficionado encarna una serie de valores que rebasan lo estrictamente taurino, porque la Fiesta, no lo olvidemos, es espejo y escuela de la vida: profundo respeto al toro y al torero; conocimiento de la técnica; sensibilidad estética; educación y criterio…

Por todo ello, el Jurado decidió premiar, como reza el acta, «a los aficionados, que mantienen la ilusionada pasión por el arte de los toros». Y decidió también, por unanimidad, que fuera la Infanta Elena, que tanto apoya a la Fiesta con su fiel asistencia a muchas plazas, quien recogiera este galardón en nombre de los aficionados.

Cualquiera de nosotros hemos visto a Doña Elena en decenas de festejos. Y no sólo en los de carteles más vistosos, en Las Ventas o en la Plaza de los Toros sevillana, sino también en cosos como Ávila, Illescas, o Chinchón; y, especialmente, en algunos, amenazados de prohibición, como San Sebastián o Palma de Mallorca.

Alteza, la Tauromaquia es un arte profundamente enraizado en el pueblo español. Mientras los aficionados – representados, hoy, por Vuestra Alteza – sigan sintiendo esa «ilusionada pasión», ningún ataque podrá prevalecer contra lo que, en el mundo entero, se ve como una de las principales señas de identidad de nuestra nación.

Le agradezco, de corazón, que haya aceptado recoger este premio y presidir este acto. Y me gustaría pedirle a Enrique Ponce, gran triunfador de la pasada temporada, reconocido como maestro indiscutible por los públicos de ambos lados del Atlántico, y ganador de este galardón en el año 2010, que suba al escenario para entregar el Premio a Vuestra Alteza. Muchas gracias.»