La alcaldesa conoce el nuevo espacio.
La alcaldesa conoce el nuevo espacio. - L. V.
EQUIPAMIENTOS

La Residencia de Cruz Roja amplía sus instalaciones

Supone la creación de nuevos espacios para cubrir las necesidades del centro

Actualizado:

La Residencia de mayores y Centro de Día de Cruz Roja en San Fernando ha inaugurado la ampliación de sus instalaciones en el marco de un acto al que han asistido Patricia Cavada, alcaldesa de San Fernando; Jaime Armario, concejal de Inclusión y Políticas sociales del Ayuntamiento de San Fernando; Mª del Mar Suárez, concejala de Fiestas; Carmen Toledo, concejala de Personas mayores; Mª Dolores Rodríguez De Lema, presidenta local de Cruz Roja Española en San Fernando y Carmen Martín, directora de Salud y Socorro de Cruz Roja Española.

Esta ampliación, como ha declarado María Dolores Rodríguez De Lema, presidenta local de Cruz Roja Española en San Fernando, “evidencia una vez más el compromiso de nuestra Institución, Cruz Roja Española, para con los mayores, y que responde en definitiva a nuestra misión fundamental: estar cada vez más cerca de las personas”.

“Con una media de unas 160 personas residentes, era el momento de afrontar esta ampliación”, ha declarado Rodríguez De Lema, que ha destacado la labor que la Residencia de mayores de Cruz Roja en San Fernando realiza para con los mayores en situación de dependencia.

Por su parte, Antonio Montero, director gerente de la Residencia de mayores de Cruz Roja en San Fernando, ha comenzado su intervención agradeciendo a la sociedad la confianza que deposita en el trabajo que se realiza desde el centro al delegarle el cuidado de sus mayores, “que ha supuesto que tengamos un índice de ocupación muy alto, que venimos manteniendo desde hace tiempo. Ello nos ha obligado a realizar cambios y una reordenación de los espacios para optimizarlos, que no tienen otro propósito que el de procurar el bienestar y la máxima calidad de vida a nuestros residentes”..

El cambio más importante que ha supuesto esta reordenación, ha sido la ampliación de la zona destinada a los residentes con mayor deterioro cognitivo, de manera que ,como ha explicado Montero, “ahora tienen un espacio propio para ellos, donde están más tranquilos y perfectamente atendidos, dejando así otra zona independiente para los mayores con menor deterioro cognitivo, adaptada a sus necesidades físicas y psicológicas”.

También se ha ampliado la sala de Fisioterapia, el comedor principal y una galería que dirige hacia la sala multiusos de la Residencia, haciendo de esta última zona un área confortable para la visita de los familiares, ya que como ha indicado el Director gerente, “Ellos son una pieza fundamental para la adaptación y buena evolución de nuestros residentes”.