Patio del centro educativo que se encuentra en San Fernando.
Patio del centro educativo que se encuentra en San Fernando. - C. CHERBUY
SAN FERNANDO

Los padres del colegio de Camposoto se quejan de la calidad de la comida que le dan a los niños

Profesionales del Plan Evacole, encargado de la supervisión de los menús a los centros, evaluarán el catering

Actualizado:

Los padres del colegio de Camposoto, que se encuentra en San Fernando, se han movilizado en las últimas semanas ante la calidad, cantidad y variedad, de los menús que les ponen a los niños en el comedor.

Al menos así lo han denunciado, tanto con quejas directas como con escritos, ya que consideran que ninguno de los aspectos anteriores son aceptables y por ello reclaman una solución. De esta forma, exponen que lo que se ofrece resulta repetitivo, como ocurre con el caso de las ensaladas, mientras que en ocasiones los acompañamientos apenas aparecen en los platos (como el caso del pisto o de la menestra). Todo ello sumado a que las cantidades, según denuncian, no son suficientes, así como que el sabor o textura de los alimentos dejan mucho que desear.

Ante esta situación desde la Delegación Provincial de Educación se le pidió todos los informes pertinentes a la multinacional encargada del servicio de comedor en este centro (Aramark), sin que en ellos se haya encontrado ningún problema, al seguir las pautas marcadas por la Consejería de Salud para la elaboración del menú.

Algo que no ha tranquilizado a los padres, por lo que se han realizado diferentes procesos para acabar con el descontento existente. En primer lugar la empresa ha permitido durante unas tres semanas que los padres se hayan turnado para ir al comedor, y probar lo que ingieren los niños rellenando una serie de cuestionarios de los que se esperan sus resultados, para ver cuál es el problema real en el comedor.

Por otro lado, profesionales del proyecto Evacole, encargados de la supervisión de los menús de los comedores escolares en Andalucía, acudirán por sorpresa a este centro para realizar una comprobación del estado del menú que se le ofrece a los más pequeños. Tales profesionales se encargan de testar todo el procedimiento desde la elaboración, hasta la conservación, distribución, así como la calidad, cantidad o productos que componen los platos que llegan finalmente a la mesa de los centros educativos.

Polémicas

Hay que destacar que tanto la empresa como las pautas para comedores de la Junta, han estado recientemente en el punto de mira con denuncias en los medios de comunicación.

En el caso de Aramark por el programa '¿Te lo vas a comer?' que dirige Alberto Chicote y en el que se denuncia el estado de la comida en diferentes instituciones y equipamientos públicos. De esta forma, las denuncias realizadas por los pacientes de un hospital de La Coruña por la comida, responsabilidad de Armark, hizo que el chef pidiera explicaciones a los responsables de esta firma.

En cuanto a la Junta de Andalucía por la discriminación existente en las raciones aconsejadas para niños y niñas, siendo mayores la de los primeros, tal y como se recoge precisamente en el Plan Evacole para el curso escolar 2018-2019 que establece, por ejemplo, dietas de 1.642 kilocalorías al día para las niñas de 3 a 8 años frente a 1.742 para los niños de esa misma franja de edad. En cuanto a los de 9 a 13 años, la Junta establece 2.279 para ellos y 2.071 para ellas.

En este caso, y ante las denuncias realizadas por los padres, desde la Junta se ha decidido seguir con el preocedimiento establecido y esperarán los resultados de los informes para evaluar el problema.