Ceremonia de entrega del primer petrolero en Navantia-Puerto Real
Ceremonia de entrega del primer petrolero en Navantia-Puerto Real - ANTONIO VÁZQUEZ
INDUSTRIA

Navantia entrega este martes el segundo petrolero

El astillero de Puerto Real entra de lleno en el ecuador del proyecto, cuya finalización de obra se prevé para el primer cuatrimestre del próximo año

CÁDIZActualizado:

La entrega esta tarde del segundo petrolero, el 'Monte Urbasa', de la serie de cuatro que se construyen en Puerto Real, supone el ecuador de un proyecto que garantiza carga de trabajo hasta la primavera de 2019. El 'Monte Urbasa' se puso a flote el pasado 29 de atril y desde entonces se ha rematado en el muelle de la factoría. Hoy pasará a manos del Grupo Ibaizábal.

En un principio, se firmó un contrato por cuatro unidades con opción a dos más, sin embargo, la posibilidad de fabricar un quinto y un sexto buque se desvaneció debido a la escasa rentabiliad de la obra civil. No hay que olvidar que este proyecto se lleva a cabo con el astillero coreano Daewoo, que se ha encargado de aportar patentes, bienes de equipo y precios.

El astillero coreano de Daewoo es el que pilota la operación y el que ha marcado los costes. Se trata de un precio por unidad muy competitivo que, pese a todo, ha supuesto un auténtico quebradero de cabeza no solo para Navantia sino también para la industria auxiliar, cuya rentabilidad está en entredicho. El bajo coste impuesto por Corea ha llevado a la empresa española a aceptar solo la construcción de cuatro unidades y a rechazar la opción inicial que permitía dos más.

El contrato de obra de los petroleros se firmó en junio de 2015 después de dos años de negociaciones, mientras que el corte de los primeros bloques de chapa se llevó a cabo en abril del año siguiente. El hito más importante de la obra del 'Monte Udala', el primero de los barcos, tuvo lugar en octubre de 2017 cuando se puso a flote. La cadena de producción de los petroleros no se ha roto en ningún momento. Es decir, mientras que el primero de ellos, el ‘Monte Udala’, tomaba forma en el dique, los talleres de cabecera de la factoría seguían las instrucciones para cortar el acero de la segunda unidad, el 'Monte Urbasa'. El tercero, el 'Monte Urquiola', toma forma en el dique, mientras que ya están ensambladas varias secciones del 'Monte Uría', el cuarto de la serie.

Estos barcos incorporan piezas en tecnología 3D. La empresa está impulsando junto a la Universidad de Cádiz esta fabricación aditiva o impresión 3D. La actividad de I+D+i en esta tecnología se inició hace dos años y las rejillas construidas mediante impresora 3D instaladas en el primer petrolero son resultado de esa colaboración. Ahora se pretende fomentar la realización de proyectos de I+D+i colaborativos con la industria auxiliar, para lograr situar al sector naval en la vanguardia tecnológica.