Cámara de Comercio de Cádiz

Más de 20 comerciantes de Cádiz mejoran su formación de inglés

Las participantes han perfeccionado técnicas de atención al turismo de compras y la fidelización del cliente

CádizActualizado:

Por segundo año consecutivo, más de 20 comerciantes de la ciudad de Cádiz han recibido a través del Plan de Apoyo al Comercio Minorista formación en idiomas, concretamente en inglés profesional en atención al cliente. Este curso, aplaudido por el sector comercial de la ciudad, ha sido organizado por la Cámara de Comercio de Cádiz, con la colaboración de Cádiz Centro Comercial Abierto y el Ayuntamiento de Cádiz.

Para José Manuel Cossi, director del Área de Creación de Empresa, Competitividad e Innovación de la Cámara de Comercio de Cádiz, este tipo de acciones «son fundamental porque abordan materias indispensables para el desarrollo del comercio y la correcta gestión del turismo de compras», que afirma Cossi «es uno de los pilares para el crecimiento del sector en la ciudad».

Por su parte, Manuel Queiruga, presidente de Centro Comercial Abierto, ha valorado positivamente los cursos que se han desarrollado hasta ahora porque responden a una demanda de los comerciantes. «El perfeccionamiento del idioma es algo básico para ellos y este año se han cubierto las expectativas ampliamente. Los participantes están muy satisfechos sobre todo porque es un inglés aplicado a la actividad comercial, lo que supone una ventaja sobre otros cursos de idiomas más generales», puntualiza Queiruga

Plan 360 grados

Diagnósticos de innovación comercial personalizados, formación específica y la dinamización de centros comerciales abiertos son algunos de los ejes sobre los que pivota este programa cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional y la Secretaría de Estado de Comercio, del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, y que en esta campaña cuenta con un presupuesto de 52.741 euros.

En concreto, en 2018 se han ejecutado diagnósticos personalizados, talleres online sobre marketing online y digitalización y presenciales de idiomas o escaparatismo. Todo, sin coste alguno para los participantes.

Este último, ha tenido lugar ayer en la capital, con una alta participación de comerciantes. El objetivo de esta formación, llamada Visual Retail, es estudiar y analizar los escaparates de tiendas, aprendiendo estrategias y técnicas para atraer la atención del viandante e incentivar el consumo.

En palabras de Queiruga, «ofrecer este taller es muy acertado porque es un aspecto sobre el que habitualmente los comerciantes no han recibido formación y con ello se suple la carencia de conocimientos formales sobre cómo diseñar un escaparate, hacerlo atractivo y al mismo tiempo que invite al consumo».

José Manuel Cossi señala además que «desde la Cámara estamos apostando por la modernización del pequeño comercio y la digitalización, como herramientas de mejora de su competitividad». En el caso de Cádiz, «estamos mejorando la atención al turismo de compras y la fidelización del cliente, dos elementos clave en la estrategia de Cádiz Centro Comercial Abierto», insiste el responsable de competitividad.