Playa de los Caños donde ha aparecido el cuerpo.
Playa de los Caños donde ha aparecido el cuerpo.
SUCESOS

«El mar nos lo ha devuelto... Luis ya está en casa»

La suegra y otra familiar del buzo desaparecido en los Caños divisó el cuerpo del joven en el mismo sitio donde desapareció hace once días

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Diez días después de haberse despedido antes de meterse en el agua. Un poco antes de la hora a la que lo hizo aquella fatídica mañana. El cuerpo sin vida de Luis Díaz Morillo, el joven vejeriego desaparecido mientras practicaba pesca de buceo en los Caños, ha regresado por fin a la orilla. «El mar nos lo ha devuelto... por fin está en casa», cuenta sacando fuerzas de donde puede una familiar a este medio.

Fue en torno a las ocho de la mañana. La suegra y otra familiar acudieron como estaban haciendo cada mañana al punto de encuentro de la playa, a la laja, agarrándose un día más a la esperanza después de tantas horas sin saber de él. De repente, una de ellas divisó desde lo alto un bulto. «No podía ser... tantas jornadas peinando palmo a palmo esa zona y no se había visto nada...». Y el aviso era cierto. Otro familiar que se encontraba también ya en la zona de rescate decidió ir a ver si era Luis. Ayudado con un kayak que le dejaron otros vecinos se acercó para agarrarlo. El mar no se lo podía volver a tragar. Una vez reconocido, dieron aviso a la Guardia Civil y una patrullera que se encontraba ya en el dispositivo fue de inmediato a por él.

«Es como si hubiera querido volver a su casa... ha sido impactante, que haya aparecido justo en el mismo sitio después de tantos días buscándolo sin parar». Allí habían mirado todos. Una y otra vez. El Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil, además de otros buzos profesionales, voluntarios, amigos... sin embargo puede ser que la corriente se lo llevara a mar abierto y ahora haya decidido traerlo de vuelta.

El cuerpo sin vida ha sido trasladado al puerto de Barbate y de ahí al Instituto de Medicina Legal para que se le practique la autopsia que se ha decidido adelantar para aminorar, si se puede en algo, la agonía que lleva sufriendo su familia todos estos días.

«Lo que ya queríamos todos era que por favor apareciera, que su mujer, su madre, y todos sus familiares y amigos podamos despedirlo».

Los días han sido muy largos y ahora la idea es que todo sea más rápido e íntimo. «Estamos impresionados con la respuesta de solidaridad y cariño que hemos tenido. Desde los profesionales que se han dedicado a buscarlo, hasta los voluntarios, los amigos, la gente que nos ha traído comida... todo. Luis era una persona muy querida por todos y eso se ha notado de sobra».