SUCESOS

Contundente golpe policial a los sucesores del Messi del hachís

Un espectacular dispositivo de la Policía Nacional y la Agencia Tributaria detiene en unas horas en el Campo de Gibraltar a una veintena de personas acusadas de narcotráfico y de blaqueo de capitales. Entre ellos, el que fuera lugarteniente de El Haj

A los detenidos se les ha incautado más de diez toneladas de droga a lo largo de más de un año de investigación, además de 60.000 euros en efectivo y numerosos bienes en los registros

Actualizado:

La batalla contra el narcotráfico es lenta, más de lo que se quisiera seguramente, pero continua. Las investigaciones avanzan y se van consiguiendo resultados. Poco a poco, pero con el paso firme y seguro. Cuando las fuerzas policiales apresan a uno de estos narcos, otros les toman el relevo. Están ya entrenados. Se posicionan rápido en el 'negocio' y a veces siguen funcionando cumpliendo las órdenes del que cayó.

A finales de 2017 uno de los mayores traficantes del Campo de Gibraltar, Abdellah El Haj, conocido como 'El Messi del hachís' se entregaba tras estar en busca y captura. Iba a prisión pero finalmente salía en libertad tras pactar una fianza de 80.000 euros. Ahora se sabe que no frenó. O al menos que los suyos, o los que estuvieron relacionados con él, no lo hicieron. Una nueva investigación policial desarrollada por la Unidad de Crimen Organizado y Drogas (UDYCO) y la Agencia Tributaria les ha cercado de nuevo.

Desde primera hora de la mañana de este miércoles, más de doscientos efectivos de la Policía Nacional y de Vigilancia Aduanera tomaban varios municipios del Campo de Gibraltar para realizar una macrooperación contra el tráfico de drogas y el blanqueo de capitales. «El fin es desarticular por completo una de las organizaciones de traficantes más arraigadas en la comarca y que despliega su potencial por toda Andalucía», se afirmaba.

Y ese clan, que ha obligado a desplegar tal operativo tanto por el territorio gibraltareño como por Chiclana y Madrid, tiene en su punto de mira al menos a cincuenta investigados, de los que, por el momento, se ha detenido a una veintena. Según ha podido saber este periódico, todos ellos son ciudadanos de nacionalidad española y entre los señalados se podría encontrar el propio Messi. Podría ser por tanto una nueva causa de las que ya acumula.

El que sí ha sido detenido ha sido Emilio José M., alias 'Emilio el Moro', quien era en su día la «mano derecha» del Messi del hachís, el hombre que se encargaba de supervisar las entregas, desembarcos y el almacenamiento de los alijos. El Moro, criado en el barrio de Saladillo de Algeciras, ha sido apresado en Madrid, ciudad a la que se había trasladado porque decía que ya no se sentía «seguro» en el Campo de Gibraltar. Quizá el hecho de que hubiera formado su propia banda tras la caída de sus 'excompañeros' tuvo algo que ver. Tiene tres causas pendientes y estaba huido de la justicia. A por él, y entre extremas medidas de seguridad, han ido los GEOS.

Un importante operativo

Mientras, de manera simultánea, se reventaban una veintena de domicilios más, 27 en total, en la provincia de Cádiz. Especialmente en Algeciras, pero también en Los Barrios y Chiclana. En este macrodispositivo participaban agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) de Algeciras, Jerez, El Puerto y Cádiz, así como policías de judicial de UDYCO Central, Ceuta y grupos de Estupefacientes de varias comisarías gaditanas.

En esta investigación, denominada como 'operación Lupita', que se encuentra bajo secreto de sumario, se centra en desarticular uno de los grupos criminales dedicados al narcotráfico por vía marítima más potentes que estaban en activo. Según las pesquisas realizadas, este clan movía gran cantidad de droga desde Marruecos hacia la Península. Fuentes consultadas por este periódico calculan que en el año que se les lleva investigando se les ha podido incautar más de diez toneladas de droga.

Pero además de narcotráfico se les acusa de blanqueo. Es decir, de 'lavar' los cientos de miles de euros que ganan traficando con hachís en la compra de todo tipo de bienes. De momento se les ha intervenido 60.000 euros, como también varios vehículos y motocicletas.

El Messi, el rey ¿destronado?

El clan desarticulado este miércoles era una «escisión» del de Abdellah El Haj, algunos que quedaban de esa organización, y otros nuevos fichajes del mundillo. Supuestamente todos ellos comandados por Emilio 'El Moro', quien había aprendido de su antecesor.

Como se recordará el Messi del hachís era uno de los narcos con mayor poder en el Campo de Gibraltar. Cuando se le detuvo por última vez, en 2017, se comentó que El Haj había sido capaz de crear una organización que funcionaba como una pero que se componía de varias cédulas diferentes. Se le cazó en 2015 pero, tras pasar por prisión, volvió a las andadas e incluso se dio a la fuga tras una peligrosa persecución policial. Hasta que en noviembre de 2017 se entregó y tras pasar por prisión fue puesto en libertad después de pagar una fianza de 80.000 euros y con la condición de presentarse todos los días en el juzgado. Ahora, con varios asuntos pendientes, sigue a la espera de juicio.