ANTONIO VÁZQUEZ
TRIBUNALES

Zona Franca solicitó un informe sobre posibles irregularidades en Quality

El exjefe de gabinete José Manuel Fedriani desvela en su declaración la elaboración de este documento que le pidió el antiguo delegado Miguel Osuna

Actualizado:

En la tercera sesión del juicio que se está celebrando en la Audiencia Provincial de Cádiz sobre el supuesto fraude millonario a la Zona de Franca a través de ayudas concedidas a la empresa de alimentación Quality Food, se dejaba un nuevo dato sobre la mesa del tribunal. En su declaración, el exjefe de gabinete del Consorcio, José Manuel Fedriani, desvelaba que en marzo de 2004, cuando ya se había iniciado el largo capítulo judicial de este engorroso asunto y el cruce de denuncias, se le encargó la realización de un informe sobre la compañía que se llamó 'Escrito rectificación presuntas irregularidades en Corporación Alimentaria'.

Fedriani, para el que la Fiscalía solicita diez años de prisión por, entre otros, un delito de malversación de caudales públicos, describió a preguntas del Ministerio Fiscal el escenario que él conoció sobre la compañía el tiempo que permaneció en el ente público. El exjefe de gabinete en tiempos del delegado Miguel Osuna comenzó su testimonio haciéndole un vehemente alegato al tribunal de la Sección Tercera. «No voy a contestar a la Abogacía del Estado por la manipulación que he sufrido por ellos y que me ha traído hasta aquí».

Comenzó su historia en octubre de 2002 cuando, como recordó, pasó de ser vocal de Quality Fish como representante de la Zona Franca. Según explicó las cuentas de esta compañía eran enviadas al Consorcio y revisadas aunque, matizó, «no había muchos temas económicos porque la sociedad no había casi iniciado su andadura y sobre todo se hablaba de expansión, de ayudas...».

Su intervención se centró también en una fecha clave. El 23 de diciembre de 2003, cuando se celebró el comité ejecutivo que decidió hacerse con el 52% de Quality y marcar una serie de condiciones por si Zona Franca o la familia García Gallardo quería hacerse con el cien por cien que dependía de dos auditorías sobre su valor real. «A partir de ahí fuímos reconstruyendo la historia y es cuando conozco cómo se ha creado y las operaciones previas», afirmó. Como recalcó tuvo «conocimiento» de la opción de compra y venta a raíz de participar en la redacción del acta de ese comité junto al abogado del Estado Manuel Ponce. Añadió que esa información la trasladaba a Osuna para que él a su vez la compartiera con el resto del consejo.

Además su declaración también se centró en un análisis sobre cómo se gestaron las proyecciones de la compañía. Los informes que se hicieron en las diferentes auditorías independientes que se encargaron y que fueron supuestamente la base de la cuestionada valoración. En un cuestionario de la Fiscalía de nuevo algo enmarañado de idas y venidas en fechas y datos, Fedriani insistió en que anteriormente a todos esos hechos no había tenido conocimiento sobre la situación de Quality y que la información que iba obteniendo la iba trasladando según se le solicitaba.