Miembros de la Marea de Pensionistas de Cádiz ayer antes de explicar sus reivindicaciones en el hogar del pensionista de la calle La Rosa.
Miembros de la Marea de Pensionistas de Cádiz ayer antes de explicar sus reivindicaciones en el hogar del pensionista de la calle La Rosa. - Antonio Vázquez
PENSIONES - ELECCIONES GENERALES

La revolución de los pensionistas

La Marea de los Pensionistas de Cádiz traslada de la calle a los despachos políticos 18 reivindicaciones «para unas pensiones dignas»

CádizActualizado:

En la provincia de Cádiz hay 219.550 pensionistas, la pensión media es de 985 euros y la nómina que el Estado abona por ello supera los 200 millones de euros al mes. Estos datos del informe sobre Pensiones de la Seguridad Social que la Secretaría de Estado y de Seguridad Social corresponden al 1 de marzo de este año e incluyen las cinco modalidades de pensiones: incapacidad permanente, jubilación, viudedad, favor familiar y orfandad. El grupo más numeroso -con diferencia- es el de jubilados.

Estas cifras dan una pincelada de la situación general actual en la provincia, dónde en la última década ha aumentado el número de pensionistas. También las críticas, que transitaron en paralelo a la crisis económica y que culminaron con la creación en toda España de plataformas de ciudadanos en defensa de las pensiones. Cádiz no fue una excepción. A finales de 2016 se constituyó la Marea de Pensionistas de Cádiz. Desde entonces una vez a la semana algunos de sus miembros se reúnen en la plaza de San Juan de Dios.

Desde que el pasado febrero el Gobierno de la Nación presionara sin éxito a los grupos políticos para sellar un acuerdo antes de las elecciones y sacar las pensiones de la campaña electoral, éstas han vuelto a la primera fila del debate político. Con el Pacto de Toledo herido de muerte, los partidos abrieron la veda a utilizar las pensiones (y a los pensionistas) como arma arrojadiza durante la campaña.

En la provincia hay más de 200.000 pensionistas, la mayoría personas jubiladas o que han enviudado

A tres semanas de las Elecciones Generales, la Marea de Pensionistas de Cádiz, que se define «apartidista», ha trasladado a los partidos políticos del Congreso de los Diputados con representación en Cádiz un documento con dieciocho propuestas programáticas con las que intentar arrancar el compromiso político del próximo Gobierno de la Nación en diferentes asuntos relacionados con las pensiones. El presidente de la Marea, Gabriel Biosca, asegura que sus movilizaciones no se reducirá a la calle (han convocado dos manifestaciones en Cádiz los días 13 y 26 de abril) y sus reivindicaciones llegarán a los despachos políticos porque «la situación en Cádiz es grave y no tenemos blindadas nuestras pensiones».

Así, a principios de esta semana comenzaron una ronda de reuniones políticas. De momento se han sentado con PSOE y Podemos. El encuentro con los socialistas fue el martes y asistió el número 5 de la lista al Congreso, José Ramón Ortega, el alcaldable por Cádiz, Fran González y la concejala Rosa de la Flor. Ambas partes coincidieron en que la reunión fue «bien» y en que hubo «coincidencia en lo fundamental».

Actualización de las pensiones

Según valoró José Ramón Ortega, la Marea de pensionistas trasladó una serie de propuestas «de máximos» con las que hemos tenido «puntos de encuentro» en el «recorrido previo», dijo refiriéndose a medidas que se pueden llevar a la práctica en la situación actual. Entre lo factible destacó la actualización de las pensiones conforme al IPC, ampliar la Ley de Dependencia, la subida de las pensiones, el crecimiento sostenible o la subida del salario mínimo para mejorar las cotizaciones y las pensiones. «Vincular las pensiones al IPC es de justicia». Otras medidas socialistas están dirigidas a la reforma del sistema público de pensiones, la redefinición de las fuentes de financiación o el incremento progresivo de la aportación del Estado para hacer frente al aumento del gasto ligado a la jubilación de la generación ‘baby boom’.

Blindaje vía Constitución

Por lo que respecta a Podemos, el encuentro se produjo ayer viernes con el diputado nacional Juan Antonio Delgado y la portavoz municipal de Podemos en Cádiz, Ana Fernández. Hubo entendimiento y «plena coincidencia» entre las reivindicaciones del colectivo y el programa electoral de la formación morada. «En los 18 puntos estamos de acuerdo y en algunos ya hemos trabajado en esta legislatura», dijo Delgado, que calificó a las mareas de pensionistas de «ejemplo de dignidad». Entre los asuntos prioritarios subrayó el blindaje de las pensiones en la Constitución «para que no dependa del gobierno de turno»; acabar con el mecanismo de sostenibilidad;el incremento de las pensiones mínimas y no contributivas; la jubilación anticipada sin penalización tras cotizar 35 años y que los que lleguen a la edad de jubilación puedan elegir los años de cómputo para el cálculo de sus pensiones entre todos los de su vida laboral.

Revalorizar las pensiones

El Partido Popular, del que el colectivo asegura no haber recibido contestación, a través de su grupo municipal explica que al no ser un tema de ámbito local (las preguntas trasladadas son competencia del Gobierno de la Nación) han dado curso a las reivindicaciones de dicho colectivo «por los cauces habituales para que el PP las tome en cuenta dentro de sus políticas a nivel nacional». Acerca de sus propuestas en materia de pensiones, los populares señalan a lo anunciado por Pablo Casado en sus intervenciones públicas, «en las que ha dejado claro que en los gobiernos del PP siempre se han revalorizado las pensiones, por mucho que en campaña electoral se intenten difundir datos falsos al respecto». Entre las medidas que defienden sitúan en la casilla de salida el blindaje fiscal del ahorro para la jubilación; la garantía de «todas las pensiones públicas y los recursos para seguir subiéndolas con un aumento de entre un 2% y un 15% para las pensiones de las madres trabajadoras con hijos»; y la «ampliación del complemento a la pensión de madres trabajadoras con un hijo».

Los «héroes» de la crisis

En cuanto a Ciudadanos, desde la formación naranja aún no se ha puesto fecha para la reunión pero han dejado claro que no quieren quedarse rezagados en la disputa por el voto pensionista, que en Cádiz supera el 25 por ciento de la población. Sus propuestas políticas siguen la línea de «garantizar la sostenibilidad y la eficiencia» del sistema público de pensiones, para lo que señalan como «necesario» realizar reformas «estructurales». Al igual que el resto, no ocultan el guiño hacia los mayores, «héroes y pilares de las familias durante la crisis económica». Apuestan por que los pensionistas tengan «el poder adquisitivo garantizado» y por la adopción de medidas «para asegurar el equilibrio financiero del sistema de pensiones en el futuro».

Los partidos coinciden en garantizar las pensiones pero difieren en en el blindaje y el método

Pese a los programas electorales de los partidos, los representantes de esta plataforma ciudadana muestran cierta «desconfianza» y «distancia» entre lo que se dice y lo que luego sucede en relación a las pensiones. Paqui López, secretaria general de la Marea critica la «situación precaria de los pensionistas». «La ciudad y la provincia de Cádiz viven en una situación precaria y parece que no nos damos cuenta. Teniendo en cuenta el déficit de la Seguridad Social en la actualidad es imposible que las jubilaciones más allá de los 65 años se sostenga, por eso la edad de jubilación debe volver a los 65 años, porque además hay categorías profesionales en las que no se puede aguantar hasta los 67 años». Entre los primeros logros a conquistar sitúa «la derogación del factor de sostenibilidad y la reforma laboral, porque va a perjudicar mucho a los pensionistas del futuro».

En la provincia hay 38.765 pensionistas que reciben una pensión media de 985 euros por incapacidad permanente; 112.109 jubilados con una pensión media de jubilación de 1.169 euros; 55.845 personas que perciben una pensión media de viudedad de 740 euros; otros 10.467 con una pensión media de orfandad de 407 euros y 2.364 reciben una pensión media de favor de familiares de 556 euros.

Hacer presión

«Hay que hacer presión para garantizar unas pensiones dignas». Asevera Paqui. La capacidad de movilización que han tenido en Cádiz hasta la fecha es bastante limitada pero insisten en salir a la calle y hacen un llamamiento a otras entidades sociales para que se sumen a sus reivindicaciones «porque son transversales». «Nuestras causas son transversales y afecta a los gaditanos en general, muchos de los cuales se ven perjudicados por la precariedad de las familias, las pensiones o la brecha de género».

La finalidad de la Plataforma se transformará en eslogan en sus próximas manifestaciones: «Gobierne quien gobierne las pensiones se defienden». Es la revolución de los pensionistas.