La ministra de Hacienda avanza en Cádiz una rebaja de impuestos para las pymes

Montero anuncia durante un encuentro con empresarios la bajada de dos puntos para las que facturen por debajo del millón de euros

Actualizado:

Un encuentro empresarial en Cádiz ha servido a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, para avanzar algunas ideas en las que trabaja el Gobierno socialista con el objetivo de favorecer a la pequeña y mediana empresa. Así, la titular de Hacienda ha aprovechado la clausura del Tax Global Meeting, un acto que ha reunido en Cádiz a expertos en fiscalizad global de grandes compañías y del sector público, para anunciar la rebaja impositiva en dos puntos para las pymes que facturen por debajo del millón de euros. Igualmente ha anunciado también un paquete de fiscalidad verde que grave las emisiones de gases y el vertido de contaminantes. El impuesto, ha explicado, tiene la intención de concienciar «sobre el efecto de nuestras conductas en el medioambiente».

La ministra reconoció en Cádiz que la crisis ha provocado en los últimos años una «merma en la calidad de los servicios públicos» y consideró que ha llegado el momento «de la recuperación». Lanzó el mensaje sobre la financiación de las autonomías y, en este marco, explicó que tiene «una especial sensibilidad» con las demandas financieras de Andalucía por su anterior condición de Consejera y «por razones emocionales».

No obstante, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, descartó abordar la reforma del sistema de financiación autonómica en la reunión que mantendrá con su homólogo andaluz, Antonio Ramírez Arellano, ya que se trata de un encuentro bilateral para abordar cuestiones que afecten solo a esta comunidad. «El Gobierno nunca va a discutir una cuestión multilateral en una reunión bilateral», explicó Montero en declaraciones a los periodistas en Cádiz.

Así, indicó que en la reunión del próximo 8 de octubre se va a repasar «la batería de medidas que pueden preocupar al Ministerio de Hacienda o a la comunidad autónoma».

Tras reconocer que tiene «especial sensibilidad con Andalucía por razones emocionales», la actual ministra y exconsejera de Hacienda ha señalado que las comunidades autónomas «intentan paliar la falta de recursos que han tenido durante la crisis, que ha producido una merma en la calidad de los servicios públicos que se prestan a los ciudadanos».

Respecto a la financiación autonómica, ha recordado que ya han empezado las primeras reuniones multilaterales y se ha mostrado satisfecha porque cree que se va a poder llegar a conclusiones sobre las materias comunes en un «plazo razonable».

La presidenta de la Junta, Susana Díaz, anunció el pasado jueves que la ministra de Hacienda se reunirá el próximo 8 de octubre con el consejero de Economía y Hacienda para «concretar» los compromisos adquiridos por el jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, en la reunión que ambos mantuvieron el pasado 23 de julio.

Por otra parte, la ministra afirmó que el objetivo de la declaración de los bienes y patrimonio de los altos cargos que se publicó ayer en el BOE «es incrementar la transparencia, y por tanto ganar en calidad democrática, no son cuentas públicas que vayan persiguiendo hacer ranking del que más o menos tiene».

Por último, dijo que se alegra de que «la familia haya manifestado que se hace cargo de los restos del dictador» Francisco Franco, tras el anuncio de que enterrarán sus restos mortales en la catedral de la Almudena si se produce la exhumación, contra la que han presentado alegaciones ante el Ministerio de Justicia.