La Junta de Andalucía multó al Ayuntamiento de Cádiz con un total de 7.200 euros.
La Junta de Andalucía multó al Ayuntamiento de Cádiz con un total de 7.200 euros. - LA VOZ
APARCAMIENTOS

La Junta multa a Emasa por aplicar tarifas desproporcionadas en parkings

Entre las infracciones cometidas estarían la introducción de cláusulas abusivas y el incumplimento de información de prestación del servicio

CÁDIZActualizado:

La delegación territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, multó el pasado año 2017 a la empresa municipal de aparcamientos (Emasa) con un total de 7.200 euros al entender que en las tarifas que aplicaba la empresa en sus aparcamientos distribuidos por toda la ciudad (a excepción del situado en la Cuesta de las Calesas) no se mantenía la proporcionalidad en toda la franja temporal de estacionamiento.

A pesar de que este expediente sancionador es del pasado 2017, los miembros del consejo de administración de Emasa no lo conocieron hasta el pasado mes de junio, es decir, un año después. Fue en este consejo cuando el gerente de la empresa municipal proponía una modificación de las tarifas de los aparcamientos.

Hasta entonces, éstos presentaban tres tramos tarifarios con precios distintos. El primero de ellos hasta el minuto 180, con una tarifa de 0,0338 euros por minuto. La segunda franja oscilaba entre el minuto 181 al 357, con un precio de 0,0256 euros el minuto. Y, por último, del minuto 358 al 1.440 (24 horas) la tarifa era de 0 euros, alcanzándose un precio máximo al día de 17,60 euros.

En la resolución del expediente sancionador, la administración autonómica especifica que -tras realizar una visita de inspección el 20 de septiembre de 2016- se detectaron varias irregularidades, por lo que se procedió al inicio del procedimiento con fecha 28 de octubre de 2016. En noviembre de ese mismo año fue notificado al Ayuntamiento indicándole a su vez que podrían presentar alegaciones y pruebas para la defensa de sus intereses.

Entre estas irregularidades, la Junta de Andalucía entiende que el Ayuntamiento cometió una infracción grave por la introducción de cláusulas abusivas y una infracción leve por el incumplimiento de información de prestación de servicio, situando la sanción en un total de 7.200 euros.

A juicio del Gobierno andaluz y tras inspeccionar los aparcamientos, en el cuadro de tarifas expuesto «hay que tener en cuenta que la discriminación de precios por franja temporal pierde proporcionalidad, tanto en la relación del servicio prestado como en la fracción temporal abarcada». Añade que todo ello se produce «sin que se justifique con unas específicas circunstancias del servicio que expliquen el incremento en la cuantía de la tarifa, suponiendo un perjuicio patrimonial real al consumidor, que se ve obligado a tener que pagar más o menos dinero por el mismo servicio, y conlleva una clara situación de desequilibrio».

En definitiva, la Junta entiende que se produce una clara infracción en materia de consumo por parte de Emasa ya que «la fijación de un precio superior solo para un determinado marco temporal, en este caso por minutos, en cumplimiento de la regla de precio en función de tiempo real por minutos consumidos que se exigen a los aparcamientos rotatorios según la Ley 40/2002, choca y resulta cuanto menos contradictoria con el mantenimiento y aplicación de una tarifa hasta el minuto 180 y otra distinta a partir del minuto 181, lo que además de injusto y desproporcionado, no se ajusta ni cumple las previsiones de dicha Ley».

Tras esta resolución, los responsbales de Emasa propusieron al consejo de administración la adaptación de las tarifas a los requerimientos de la misma planteándose entonces una propuesta de tarifa con un único tramo hasta alcanzar el máximo diario, que se mantendría en el mismo:17,60 euros.

Obligado cambio de tarifas

En su informe, el gerente propuso que para que la nueva tarifa no supusiera una merma económica para Emasa, se procedería a simular una tarifa por minuto en el sistema de control de cada aparcamiento según el tráfico de los últimos doce meses en tramos de 30 minutos.

Asimismo, indicaba que la tarifa donde se alcanzaba el equilibrio económico respecto a los ingresos que actualmente tenía la empresa coresponde a 0,0330 euros por minuto, con un redondeo a la baja a la fracción de 5 céntimos más próxima (moneda de menor valor que aceptan las máquinas).

El gerente informó a los consejeros de que esta tarifa ofrecía ventajas a los usuarios como la rebaja media del 3,3% en el precio de las tres primeras horas, que es la media de tiempo de estacionamiento más habitual. El importe máximo diario se mantenía, es decir, 17,60 euros. Anteriormente se alcanzaba a las 10 horas y ahora lo hará a las 9 horas. Por tanto, se amplía el tramo horario donde la tarifa por minuto pasa a 0 euros.

Esta propuesta fue aprobada en el consejo aunque los consejeros, hasta el día de su celebración, no tenían constancia de la multa impuesta por la Junta de Andalucía por una cuantía de 7.200 euros por la aplicación de forma desproporcionada de las tarifas en los parkings.