El inmigrante interceptado este jueves y que fue expulsado hace dos semanas.
El inmigrante interceptado este jueves y que fue expulsado hace dos semanas. - ANTONIO VÁZQUEZ
SUCESOS

Uno de los inmigrantes llegados a Cortadura fue 'devuelto' a Marruecos hace dos semanas

Entre la veintena de migrantes interceptados este jueves en la playa gaditana, la Policía volvió a detener a este ciudadano que será nuevamente trasladado a su país

Actualizado:

No es la primera vez que ocurre que un inmigrante interceptado ha intentado llegar y quedarse en la Península en más de una ocasión. Y ha vuelto a pasar pero además con un diferencia de tiempo mínima entre estos dos conatos.

Entre los magrebíes que este jueves han sido detenidos por la Policía Nacional por querer entrar en España de manera irregular tras desembarcar de una patera en la playa de Cortadura viajaba un ciudadano marroquí que hace unas dos semanas fue ya 'devuelto' a su país tras haber llegado en otra embarcación. Esta persona viajaba con el resto de sus compatriotas aunque en su caso venía más 'equipado' con una bolsa estanca para el móvil y ropa seca para cambiarse nada más pisar tierra. Fue interceptado por los agentes y, una vez que se vuelva a tramitar su expediente, será de nuevo llevado a su país, según establece el acuerdo que existe a tal efecto entre Marruecos y España.

Como se recordará fue en torno a las nueve de la noche cuando arribó la embarcación a la playa gaditana a la altura del Ventorrillo El Chato. En ella viajaban una veintena de personas, entre ellas, tres menores. Dos no acompañados y otro más pequeño, de unos tres años, que tuvo que ser derivado al hospital Puerta del Mar al presentar síntomas de hipotermia. Junto a él iba una mujer que se encuentra además embarazada.

Encallaron a unos diez metros

La embarcación de madera encalló en las rocas a unos diez metros de la orilla. Esta circunstancia obligó a que sus ocupantes tuvieran que saltar y llegar a nado a tierra. Una situación similar se dio en el terrible naufragio de los Caños de Meca el pasado noviembre cuando fallecieron ahogadas 23 personas cuyos cadáveres fueron llegando a cuenta gotas a la playa durante dos semanas en uno de los recuentos más fúnebres y tristes que se recuerdan en la provincia.

En esta ocasión, este jueves, la situación del mar era algo mejor aunque momentos después de su desembarco el pronóstico empeoró cuando comenzó a llover y la marea embraveció.

La patera ha sido retirada este viernes por la mañana. Rota por toda su parte de babor deja claro como el impacto contra las rocas pudo ser fatal ya que ha quedado prácticamente partida en dos. Sobre la arena todavía se encuentran algunos zapatos que dejaron abandonados a la carrera.

Las rutas de las mafias

Esta es la tercera patera con inmigrantes de origen magrebí que desembarca en una playa gaditana en tan solo un mes. Según apuntan algunas fuentes la llegada de estas embarcaciones a la capital puede deberse a que son dejadas por barcos nodriza (tipo arrastreros) en alta mar a unas millas de la costa. Cuando los dejan en el agua, el patero (la persona de confianza de la red que tiene que trasladarlos) es el encargado de terminar el viaje hacia la costa. En el caso de Cádiz capital se les dan puntos de referencia y el Pirulí puede ser uno de ellos.

Otra de las posibilidades que se manejan es que la presión policial en la otra orilla haya ocasionado que las mafias vayan cambiando los lugares de partida. Desde Larache a otros puntos. Y que esto haya provocado unos cambios de ruta. Sin embargo la probabilidad de que barcos de madera a un solo motor pueden llegar por sí solos a tantas millas de distancia es también dudosa.