Juan Carlos Aragón, Manolo Santander, Petro Trujillo 'Catalán Chico' y José Helmo 'Pepón' han fallecido en los últimos meses de un negro 2019.
Juan Carlos Aragón, Manolo Santander, Petro Trujillo 'Catalán Chico' y José Helmo 'Pepón' han fallecido en los últimos meses de un negro 2019. - LA VOZ
CARNAVAL DE CÁDIZ

El corazón del Carnaval de Cádiz se rompe en cuatro pedazos

Las despedidas a Juan Carlos Aragón, Catalán Chico, Pepón y Manolo Santander conmocionan a todos los integrantes de la fiesta y los une en su profundo dolor

LA VOZ
CádizActualizado:

El corazón del Carnaval de Cádiz se ha quebrado en cuatro pedazos. Las tradicionales imágenes de sus figuras, disfrazados, con una sonrisa, diciendo pamplinas y haciendo el 'caricato', han sido mudadas por rostros caídos, pálidos y ojerosos. No se recuerda un año tan duro para la fiesta, para la ciudad, que este 2019 que ha arrasado con cuatro de los carnavaleros más queridos de la tierra.

La maldita enfermedad segabala vida y obra de Juan Carlos Aragón, uno de los genios del Carnaval. Un talento del que aún no se puede medir su dimensión, grandiosa, expansiva a rincones inesperados. De ahí la enorme repercusión de su muerte, aquel 17 de mayo, y de su despedida en un funeral con 'honores de Jefe de Estado'. Su marcha multitudinaria, en su Teatro Falla, con Fragela a reventar, confirmaba el tremendo golpe que recibían compañeros, amigos y hasta 'enemigos' que en realidad no son más que compañeros.

De manera inesperada fallecía Pedro Trujillo 'Catalán Chico', para muchos la mejor voz de la historia del Carnaval. Pieza de una estirpe única, de una saga que abarca varias generaciones, y padre de la cantante Merche, que informaba muy afectada de la noticia aquel fatídico 30 de junio. Trujillo fue integrante mítico de las comparsas de Antonio Martín, entre otros, si bien no ha participado en los últimos años en el Concurso del Falla.

José Helmo Cesio, el conocido ‘Pepón de Cádiz’, moría en el hospital Puerta del Mar a los 80 años, el pasado 25 de agosto. Uno de los clásicos, su nombre no es tan reconocido entre la juventud, pero este Antifaz de Oro (2005) ya arrancaba carcajadas en las chirigotas del inolvidable Fletilla. Bondad mayúscula en un cuerpo inmenso, se le pudo disfrutar en carnavales no tan pretéritos con sus queridos viejos de la calle Zaragoza.

Por desgracia, la realidad confirmaba los peores pronósticos en esta primera semana de septiembre. Manolo Santander, el guardián de la esencia viñera, el padre de la chirigota clásica del Carnaval de Cádiz, ha muerto este 3 de septiembre con 56 años de edad, también por la larga y dura enfermedad. Las múltiples muestras de apoyo y el sobrecogedor respeto a su figura ausente en su sepelio muestran el cariño y la gratitud que todas las fuerzas vivas de la ciudad, con la fiesta y el Cádiz CF como pilares básicos, guardan a un gaditano «profesional a tiempo completo».

La tristeza ha provocado un efecto en todas esas piezas que componen el Carnaval. Autores, integrantes, aficionados y medios de comunicación se han unido en el dolor, alejándose de la rivalidad imperante cada febrero y fundiéndose en un largo abrazo que durará, al menos, hasta los próximos carnavales, donde todos quieren participar para rendir un sentido homenaje a sus maestros.