Juan Marín y Sergio Romero han estado acompañados de Albert Rivera e Inés Arrimadas. - FRANCIS JIMÉNEZ
ELECCIONES ANDALUCÍA

Ciudadanos anuncia que quiere gobernar la Junta con el apoyo del Partido Popular

Albert Rivera e Inés Arrimadas arropan en Cádiz a los candidatos a presidente y al Parlamento de Andalucía por la provincia

CádizActualizado:

Sones de guitarra y banderas de Andalucía, de España y de la Unión Europea han llenado en la mañana de este domingo el Palacio de Congresos, que se ha vestido de naranja para albergar el acto de electoral de Ciudadanos en Cádiz.

A dos semanas del 2-D, el candidato del partido naranja a la Junta, Juan Marín, y el candidato al Parlamento de Andalucía por Cádiz, Sergio Romero, han estado apoyados por el presidente de Ciudadanos (Cs), Albert Rivera, y la portavoz nacional y líder del partido en Cataluña, Inés Arrimadas.

Un gobierno de la Junta de Andalucía con Marín como presidente apoyado por el PP y Juanma Moreno como vicepresidente u otro con Susana Díaz a la cabeza apoyada por Adelante Andalucía son las dos posibilidades que plantea Ciudadanos y, por ello, han pedido a los andaluces y, en especial, a los gaditanos en esta lluviosa mañana de noviembre, que elijan entre «esa dicotomía» y acudan a votar.

Apelando a la «revolución cívica»

«Os invito a que os rebeléis civicamente con una urna y un voto», ha dicho Albert Rivera, que les ha dicho a los gaditanos que crean en el cambio y den su voto el próximo 2 de diciembre a la formación que lidera. En los mismos términos se ha expresado Inés Arrimadas, que se ha definido como «andaluza y catalana» y ha asegurado que le «gustaría que quien dirigiera el futuro de los andaluces fuera gente trabajadora, con las manos limpias. Tenemos la oportunidad de decir que ahora sí es posible el cambio», ha afirmado la líder del partido naranja en Cataluña.

Al grito de «presidente, presidente», han recibido a Juan Marín los simpatizantes de Ciudadanos que han llenado el Palacio de Congresos de la Tacita de Plata. «Tenemos la responsabilidad de devolver Andalucía a los andaluces y Cádiz a los gaditanos», ha afirmado el sanluqueño, al tiempo que ha anunciado que quiere «liderar un gobierno con el apoyo del Partido Popular» y de subrayar que se compromete a «eliminar en 100 días todas las fundaciones fantasma que ha creado el PSOE» desde que está al frente de la Junta.

Asimismo, Juan Marín se ha mostrado confiado en los «sondeos que dicen que Ciudadanos liderará el cambio en Andalucía el 2 de diciembre», una comunidad que, ha afirmado, «va a ser imparable» con la formación naranja en el poder.

Marín ha puesto de relieve que los andaluces «nos sentimos orgullosos de tener gente comprometida, valiente, que quiere a nuestro país», refiriéndose a Albert Rivera e Inés Arrimadas. «Siempre es un placer volver a casa» ha dicho la jerezana en cuanto ha subido al escenario del Palacio de Congresos de Cádiz.

Cádiz, «punta de lanza» naranja

«En Cádiz empiezan los grandes cambios históricos y esta provincia va a ser punta de lanza para el próximo cambio, va a ser fundamental para devolver Andalucía a los andaluces y cambiar por fin los 40 años de socialismo», ha dicho la portavoz de la ejecutiva nacional de Ciudadanos.

Arrimadas ha asegurado que el PSOE lleva todo este tiempo siendo «una losa encima de los andaluces» y que el PP siempre ha sido una «oposición fantasma». «Nosotros nos presentamos mirando a los ojos de los ciudadanos y, con solo ocho escaños podemos decir que hay 31 chiringuitos políticos menos en Andalucía que antes de que Ciudadanos llegase y que hemos eliminado el impuesto de sucesiones», ha afirmado la líder de la formación naranja en Cataluña.

«Imposible era ganar a los nacionalistas en Cataluña y lo hicimos. No hay nada imposible en Andalucía aunque os intenten hacer creer que no se puede cambiar nada», ha dicho Arrimadas, que ha asegurado que su partido le va a demostrar a Susana Díaz «que Andalucía no es patrimonio de ningún partido» y que «no se puede confundir acento andaluz con el acento del PSOE porque también tenemos acento andaluz los que nunca les han votado, los que lo hicieron y ya no lo hacen, los que nos fuimos de Andalucía hace años y nunca hemos dejado de ser andaluces o los que han venido de otras partes de España o del mundo a vivir aquí. Hay 8 millones y medio de acentos andaluces». Asimismo, ha asegurado que «no se puede venir a hacer política y a gobernar siendo del mismo partido de quien está gobernando España negociando con los que quieren romperla».

Y el conflicto catalán y la unidad de España ha llegado a Cádiz. «Cuando agreden a un guardia civil, señalan a un fiscal, pinchan las ruedas a un cargo público o quitan la bandera de España de una delegación del Gobierno están agrediendo a todo el país y yo no puedo soportar el cinismo del señor Sánchez pactando con los que quieren acabar con España», ha asegurado Albert Rivera.

Necesidad de acuerdos

El líder de Ciudadanos a nivel nacional ha comenzado su discurso recordando a los constitucionalistas de 1812. «Hoy, 206 años después, el liberalismo es el antídoto del populismo», ha dicho. «A los liberales nos apasiona venir a Cádiz», ha afirmado Rivera, que ha culpado de que la provincia se sitúe en niveles tan bajos de la economía a «40 años de socialismo en Andalucía».

«Creo en la libertad de tomar decisiones cada día, no en el destino. Por eso os invito a los gaditanos a que creáis en el cambio, en vosotros mismos», ha dicho el líder del partido naranja. «No soy nacionalista porque creo que todos somos iguales ante la ley y tenemos los mismos derechos», ha asegurado, y ha señalado que ha visto «en el Congreso a los diputados andaluces de PSOE, PP y Podrmos votando a favor del cupo vasco, a favor de la discriminación».

Por otro lado, Rivera se ha comprometido a que haya «una financiación autonómica justa». El resto de partidos «tendrá que apoyar a Juan Marín si tienen sentido de Estado». A este respecto, el presidente de Ciudadanos ha afirmado que está de acuerdo con la decisión de su partido en Andalucía de gobernar con el apoyo del PP llegado el caso. «No es lo mismo que gobierne Ciudadanos con el apoyo del Partido Popular que Susana Díaz con el apoyo de Podemos, porque si este partido llega al gobierno de la Junta, preparen la cartera, van a machacar a los andaluces para volver a lo mismo y recuperar, por ejemplo, el impuesto de sucesiones», ha dicho. «Vamos a ser capaces de llevar a Juan a la presidencia» y «necesitaremos acuerdos, pero con los moderados, los constitucionalistas, los que quieren el bien para España», ha sentenciado Rivera.

Por su parte, Sergio Romero, candidato de Ciudadanos al Parlamento de Andalucía por Cádiz ha señalado que «el 2 de diciembre tiene que ser un día grande» para esta provincia, cuyos habitantes están hartos de que «sea siempre noticia por el desempleo, la exclusión social, la mala gestión».

«¿Dónde está escrito que nosotros tengamos que estar en el vagón de cola?», se ha preguntado Romero. «En ningún sitio. No hay ninguna condena en esta tierra, lo que hay es dos culpables, PSOE y PP». «Hay dos formas de difundir la luz, ser la lámpara que la emite o el espejo que la refleja», ha dicho el candidato naranja por Cádiz, para concluir, «vosotros tres (Marín, Arrimadas y Rivera) sois nuestras lámparas y aquí hay una legión de espejos que reflejan la luz. El cambio es posible. Ahora sí».