Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo participaron en el Pleno extraordinario como concejales del grupo no adscrito
Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo participaron en el Pleno extraordinario como concejales del grupo no adscrito - Antonio Vázquez
MUNICIPAL

Cádiz aprueba en un «pleno escoba» la ordenanza de terrazas

Carmen Sánchez toma posesión como concejala del PP y Pérez Dorao da explicaciones públicas a la Corporación sobre la desaparición de Cs del arco plenario

La avenida transversal de Varela y el proyecto de uso turístico, económico y medioambiental en el Parque Natural de la Bahía también recipen el respaldo de la Corporación

CádizActualizado:

El penúltimo pleno de la legislatura en Cádiz, ya sin representación del partido Ciudadanos, duró dos horas y tuvo tres hitos. El primero, el más institucional, la toma de posesión por parte de Carmen Sánchez de su acta como concejala del PP tras la renuncia de Mercedes Colombo, tras ser nombrada delegada territorial de Fomento y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía. El segundo, el más esperado por los objetivos de las cámaras, la asistencia de los concejales Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo, como ediles del grupo no adscrito. El tercero, más ordinario a pesar del carácter extraordinario del Pleno, la aprobación de tres propuestas importantes para la ciudad.

Carmen Sánchez, saludada por Juancho Ortiz, tras tomar posesión.
Carmen Sánchez, saludada por Juancho Ortiz, tras tomar posesión.- Antonio Vázquez

Con los votos de Por Cádiz Sí Se Puede, Ganar Cádiz en Común, PSOE, los dos concejales no adscritos y la abstención del PP, salió adelante la aprobación definitiva de la Ordenanza Municipal de ocupación de la vía pública con terrazas y otros elementos anexos en establecimientos de hostelería.

Se trata del primer texto que ordena el espacio público en este sentido y otorga «seguridad jurídica», detalló el teniente de alcalde (que ejerció como alcalde accidental por la reciente paternidad de José María González Santos, que no asistió), Martín Vila. El concejal subrayó los avances en materia de ordenamiento del espacio público y la accesibilidad que ofrece este texto «fruto del diálogo con hosteleros, consumidores, vecinos y colectivos, entre otros, de personas con movilidad reducida».

Alineado con la corrección de las formas que siempre se le ha atribuido a Pérez Dora, el exconcejal de Cs antes de comenzar su primera intervención en el pleno dio una explicación a los compañeros concejales de la Corporación sobre lo sucedido en el seno del par tido que les llevó a él y a Fernández-Trujillo, a cursar baja del mismo e integrarse en el grupo municipal no adscrito.

«El duelo ha pasado, si alguien quería dar el pésame, llega tarde, estamos renovados. Nos hemos liberado de una losa que pesaba desde hace tiempo de manera insostenible. La junta directiva local nos ha tratado con mucha mezquindad, pero ahora vamos a seguir trabajando por la ciudad», dijo antes de agredecer las muestras de «cariño» de concejales y funcionarios.

Sobre la ordenanza de terrazas, Pérez Dorao destacó la participación y el «trabajo colaborativo» en el texto al que su grupo presentó 39 alegaciones, «muchas incorporadas», y subrayó la mejora que conllevará, sobre todo para los hosteleros, la mejor definición del uso del espacio público. No obstante, advirtió que «no todos los problemas se arreglan con esto, habrá disfunciones que obligará a retocar el texto normativo y que tendrá que ir adaptándose a las circunstancias en cada momento».

En representación del PP, Vicente Sánchez recordó las vicisitudes que ha atravesado la redacción de la ordenanza, en la que lamentó que la participación no haya sido «absoluta» e incidió en que «tampoco es una norma que modifique sustancialmente a lo que ya se venía haciendo», un extremo que Vila dijo no compartir y le llevó a espetar que ambos vivían en «dos realidades paralelas». «Es un acuerdo mayoritario pero no unánime», alegó y matizó que no se trataba de «convencer a los que están de acuerdo, sino a los que no lo estaban».

Por parte del PSOE, Fran González repasó las dificultades en la confección del texto, que han tomado dos años y medio limar hasta conseguir el equilibrio entre los sectores interesados y la ciudadanía.

La propuesta se aprobó por puntos. En el primero de ellos, salió adelante por unanimidad las alegaciones estimadas previamente. El segundo, referentes a las propuestas de desestimaciones, se votó por partes siendo su mayoría desestimadas por unanimidad. Con los votos del PSOE, PP y de los dos concejales no adscritos se estimaron las alegaciones presentadas por Horeca referentes a los puntos 3 y 5 que afectan a la regulación de la casuística de los toldos y a la eliminación en el artículo 11 del plazo de dos meses para presentar solicitudes nuevas de terraza.

Proyecto en el Parque Natural de la Bahía

Otro de los asuntos abordados en este Pleno extraordinario fue la aprobación por unanimidad del Proyecto de Actuación Urbanística para las Salinas Preciosa y Roqueta dentro del Parque Natural de la Bahía de Cádiz. En concreto, se aprobó por unanimidad la creación y explotación de un espacio donde tendrán cabida actividades de turismo, recreativas, educativas, medioambientales y de economía azul. Incluye la explotación de las antiguas salinas y esteros. Para ello la propuesta también recoge la declaración de utilidad pública o interés social de la actuación de interés público.

Hubo unanimidad de los grupos municipales en destacar la importancia de dicha actuación de recuperación de un espacio sin uso desde hace muchos años y con muchas posibilidades de desarrollo.

Vila recalcó que esta iniciativa permitirá recuperar la casa salinera y el molino de mareas del siglo 16, crear un espacio para el esparcimiento ciudadanos y su función como modelo para proyectos de economía azul.

Perez Dorao puso el acento en que el Tribunal Supremo reconociera el carácter privado de este espacio y la iniciativa del promotor que reactivará esa zona verde. «La propuesta de este empresario es interesante y hay que cuidarla porque generará riqueza y puestos de trabajo y puede ser un revulsivo para otros que vengan detrás mediante concesiones administrativas de la marisma pongan en marcha este tipo de iniciativas. El Parque Natural ofrece una gran cantidad de posiblidades hasta ahora subexplotadas e inexploradas».

En la misma línea participó Fran González en el debate: respaldo absoluto a la iniciativa, apuesta por el proyecto sostenible en un «espacio dejado» y llamamiento al «cambio de modelo que beneficiará a la ciudad». Valoró muy positivamente la oferta de ocio, educación, empleo y medioambiente que implica la actuación urbanística proyectada en dichos terrenos y conminó a todas administraciones implicadas a agilizar los plazos.

El portavoz del PP, Ignacio Romaní, sugirió a Vila que estuviera vigilante para que lo que se hiciera en dicho espacio natural fuera lo planteado en el proyecto «y no otra cosa». «Esa es labor del Ayuntamiento», dijo sumándose al rosario de valoraciones positivas de los grupos sobre el proyecto planteado en el parque natural de la Bahía.

Último paso para la Transversal de Varela

El último punto que aprobó el Pleno también fue el último e imprescindible paso para desbloquear la terminación de la avenida Transversal de Varela. En otras palabras, se aprobó el expediente expropiatorio por tasación conjunta del número 3 de la calle Cooperativa para la apertura de dicha vía que, en el futuro, atravesará Cádiz en perpendicular uniendo el Segundo Puente con la playa.

Los grupos de la oposición criticaron la demora que ha obligado, en palabras de Romaní, a aprobarse la medida de manera urgente después de cuatro años, en un «pleno escoba». El grupo no adscrito lamentó la poca rigurosidad procedimental «por no prestar la atención debida» e invitó al Gobierno local a «ponerse las pilas»; Rosa de la Flor (PSOE) dio una de cal y una de arena tras aludir a un expediente «inmaculado» pero que «se tenía que haber agilizado»; y ;

Romaní recordó la gestión anterior del PP, de cuya gestión emana la posibilidad de una avenida transversal en Varela y rogó al equipo de Gobierno que se pusiera diligencia en el desarrollo de los trabajos para evitar «chapuzas», a lo que Vila replicó que están preparados para trabajar otros cuatro años más desde el Gobierno municipal.