Las actuales instalaciones del ‘botellódromo’ presentan un aspecto muy deteriorado
Las actuales instalaciones del ‘botellódromo’ presentan un aspecto muy deteriorado - F. J.
Ocio juvenil

El ‘botellódromo’ seguirá igual tras el rechazo al proyecto privado de hostelería

El Ayuntamiento y el empresario que se iba a encargar de transformar esta zona no alcanzan un acuerdo para llevar a cabo la actuación

CádizActualizado:

El único ‘botellódromo’ que sigue funcionando en todas las capitales de provincia de Andalucía, el de Cádiz, mantendrá su deslucido aspecto. Así se lo ha comunicado el Ayuntamiento de Cádiz a la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz, que el pasado mes de diciembre le trasladó el interés de un empresario para desarrollar un ambicioso proyecto hostelero que permitiría mejorar tanto la zona superior como inferior del Paseo Pascual Pery de la Punta de San Felipe.

Desde entonces, el empresario ha mantenido contactos con los técnicos municipales para intentar hacer realidad una actuación que iba a permitir transformar el aspecto de una zona de ocio que tras años de uso cuenta con numerosos desperfectos e incomodidades para los jóvenes que la frecuentan durante los fines de semana.

En principio, el proyecto diseñado por el promotor privado contemplaba la adecuación de la terraza superior del paseo y también la instalación de una discoteca en los locales comerciales que quedan desocupados en la parte baja de la misma. En concreto, el promotor ha bía planteado una actuación que incluía una remodelación de los locales de la zona inferior para convertirlos en discoteca y una actuación en la zona superior para convertirlo en un espacio destinado al consumo de bebidas, como botellódromo.

Para ello se habilitaría una terraza de 1.620 metros cuadrados, con un techado y protegido de las inclemencias meteorológicas a través de la instalación de mamparas desmontables, donde los usuarios podrían tanto llevar bebidas para consumirlas en este espacio, como adquirirlas ‘in situ’.

El Consistorio no ha dado el visto bueno al entender que no se compatibiliza el uso privado con el público

Sin embargo, el Consistorio, que en la reunión del pasado mes de diciembre, vio con buenos ojos la iniciativa, finalmente no ha permitido su puesta en funcionando, al entender que dicha actuación no permitía compatibilizar al cien por cien el uso privado con el uso público de este paseo. A pesar de las diferentes soluciones aportadas, el proyecto de este promotor no ha salido adelante y el Ayuntamiento, de momento, no ha diseñado una mejora del espacio.

Un nuevo pliego

De hecho, la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz tan solo ha recibido una notificación en la que se solicita la elaboración de un pliego de condiciones para prorrogar de forma oficial el uso de las instalaciones en las mismas condiciones. Eso sí, parece ser que el puerto de Cádiz no va a poner ninguna traba al Ayuntamiento, aunque el pliego podría incluir la posibilidad de ceder la explotación del espacio a terceros. De este modo, la APBC garantizaría al Consistorio la posibilidad de acordar un proyecto futuro con un tercero mientras están cedidas las instalaciones como ‘botellódromo’. Probablemente, el permiso de cesión de las instalaciones se llevará a cabo en la próxima comisión institucional donde están representadas las dos instituciones.

La decisión del Ayuntamiento de Cádiz de mantener el espacio en las mismas condiciones se contrapone con el criterio de la mayoría de los jóvenes, que durante las jornadas participativas celebradas por el propio Consistorio para valorar el uso de estas instalaciones, solicitaron un cambio en el modelo de ocio y mayores comodidades en el ‘botellódromo’. De momento, dichas medidas no se van a poder llevar a cabo.