Tienda Brico Depot, en Jerez.
Tienda Brico Depot, en Jerez. - L. V.
LABORAL

Nerviosismo entre los trabajadores de Brico Depot en Jerez

La cadena de tiendas de bricolaje británica abandonará España, lo que provoca incertidumbre en los 50 empleados que laboran en el establecimiento gaditano

JerezActualizado:

La cadena de tiendas de bricolaje británica Kingfisher, matriz de Brico Depôt, ha anunciado que abandonará España, Rusia y Portugal para centrarse en países donde cuenta con mayor cuota de mercado.

Esta salida afecta a la provincia de Cádiz, pues Brico Depôt mantiene hasta el momento uno de sus establecimientos en Jerez, donde cuenta con medio centenar de trabajadores.

El comunicado de la empresa británica ha provocado el lógico nerviosismo tanto en la plantilla como en sus familiares. Se quiere transmitir calma, pues aún no se ha puesto fecha a la salida, pero no hay más información sobre qué ocurriría con estos empleados.

La directora ejecutiva del grupo, Véronique Laury, apuntó que «estamos comprometidos con nuestro plan para construir un negocio sólido a largo plazo. Como parte de ese compromiso, hemos tomado la decisión de salir de Rusia, España y Portugal».

«Esto nos permitirá aplicar nuestra estrategia con mayor concentración y efectividad en los mercados donde tenemos, o podemos lograr, una posición de liderazgo en el mercado», agregó la directiva.

Al presentar los resultados del grupo en el tercer trimestre del año, Kingfisher indicó que las ventas conjuntas cayeron un 1,3 % en los tres meses hasta el 31 de octubre.

Las ventas bajaron en ese período un 0,7 % en el Reino Unido e Irlanda, un 3,4 % en Francia, y subieron un 2 % en la península ibérica (España y Portugal) y un 2,7 % en Rusia.

Laury ha puesto en marcha un plan de remodelación a cinco años y advirtió que «no hay una solución rápida» para los problemas de la empresa.

«Una transformación a esta escala es dura», señaló la directora ejecutiva, que detalló que la firma ha acelerado sus planes hacia una estrategia de «bajos precios».