David de la Encina en un acto de campaña-
David de la Encina en un acto de campaña- - L. V.
POLÍTICA

De la Encina intenta convencer a Ciudadanos para que no pacte con el PP

Ofrece a los dos concejales el «apoyo» del grupo socialista así como la «libertad de actuación» y cargos de responsabilidad ante la «otra alternativa de pactar con la ultra derecha»

El PuertoActualizado:

De todas las localidades de la Bahía hay dos en las que todavía está todo abierto y no se sabe lo que puede ocurrir de cara al próximo 15 de junio, cuando se producirá la toma de posesión de las nuevas corporaciones de los municipios y por tanto se debe despejar la duda sobre el partido que gobernará.

Las miradas se centran en Puerto Real y en El Puerto. En el primer caso el actual alcalde,Antonio Romero, de Adelante Puerto Real puede perder el bastón de mando si los socialistas y andalucistas pactan y le dan el sillón a Elena Amaya.

En el segundo caso hay una pelea entre socialistas y populares por convencer a Ciudadanos para conformar Gobierno. Es el partido que tiene la llave, puesto que los populares, que ganaron las elecciones por un concejal, solo pueden optar a ellos y a Voz para alcanzar la mayoría, pues parece improbable que pueda llegar a un acuerdo con otras formaciones como Adelante Andalucía.

De ello es consciente el actual regidor portuense, David de la Encina, que pretende mantenerse en la Alcaldía y evitar la proclamación del popular Germán Beardo como alcalde. Así ayer lanzó un mensaje público a Ciudadanos alto, claro y contundente. Les pide a los dos concejales de la formación naranja que pacte con ellos para conformar un gobierno en el que les asegura que van a tener «total libertad» de actuación a la hora de tomar decisiones, así como cargos de responsabilidad.

De esta manera, los socialistas pretenden inclinar la balanza a su favor y lograr sumar más que los populares, si bien seguirían sin tener la mayoría, por lo que deberán buscar más apoyos o conformarse con un Gobierno en minoría, algo en lo que ya son expertos, sobre todo en los últimos meses, tras la salida de Izquierda Unida motivada por la publicación de los correos de David de la Encina a su antigua jefa para que le liberara de sus funciones para poder centrarse en las elecciones de 2015, sin perder poder adquisitivo. Una polémica, unida a otras como el cierre de la plaza de toros ante la necesidad de obras, que han pasado factura al PSOE, perdiendo las elecciones a favor del PP.

De la Encina también expuso la falta de «sintonía» existente entre los concejales de Ciudadanos y los de los populares asegurando que es algo público y notorio y que se pudo comprobar en campaña electoral.

Por otro lado De la Encina menciona la necesidad de que los miembros de la formación naranja tengan que pasar por pactar con VOX un partido que señala como de «ultra derecha y que por tanto deben decidir si quieren tragarse esta situación o por el contrario contar con el apoyo de una formación fuerte como es el caso del Partido Socialista». Es más De la Encina asegura que alar al PP al poder, «es volver a la paralización en la que han mantenido a la ciudad en los últimos ocho años».

Lo que deja en evidencia el actual alcalde es que necesita que Ciudadanos no pacte con los populares para mantener el sillón de Alcaldía y por ello ha realizado el ofrecimiento a los concejales de esta formación para que formen parte del Gobierno.

Una batalla entre el PP y el PSOE en busca de apoyo que se tendrá que resolver en poco más de una semana, cuando se realice el pleno de investidura de la nueva Corporación.