Primera placa de esta iniciativa para recuperar la historia.
Primera placa de esta iniciativa para recuperar la historia. - L. V.
HISTORIA

Inauguran la señalética ‘Sucedió a orillas del Iro’

Esta iniciativa se ha creado para recordar la historia de la ciudad

Actualizado:

El alcalde de Chiclana, José María Román, ha descubierto uno de los azulejos que se han creado para recordar la historia de Chiclana, con motivo de la publicación del libro de Pedro A. Quiñones Grimaldi ‘Sucedió a orillas del Iro’, que se remonta al año 1300. Así pues, esta acto se ha desarrollado en la Plaza de España, junto al edificio de Chiclana Natural, lugar en el que se ha ubicado la señalética que hace mención a Mónica Aragón Aragón, ‘La Mónica’, y al establecimiento que regentaba, la ‘Fonda Custodio’.

“Hoy se han descubiertos distintas placas en aquellos puntos de Chiclana que recoge el libro, pero elegimos este lugar de la Plaza de España en recuerdo a una mujer como Mónica Aragón”, ha destacado el alcalde, quien ha agradecido a Pedro Quiñones su trabajo sobre Chiclana. “Es muy importante investigar en la historia de nuestra ciudad, porque pensábamos que no había mucho que contar. Sin embargo, gracias a la labor de gente como Pedro, está aflorando una importante historia”, ha expresado José María Román, quien ha añadido que “de ahí que queramos llevar a Pleno la creación de la figura del cronista de la villa para conocimiento de todos de nuestra fortísima historia”.

Asimismo, el regidor chiclanero ha agradecido a Cemabasa su implicación en la financiación del proyecto, así como a las empresas chiclaneras encargadas de la elaboración de las placas. “El objetivo es que no solo turistas sino también chiclaneros puedan conocer el porqué de los nombres de algunas calles y los acontecimientos que allí se produjeron en el pasado”, ha explicado Román, quien ha finalizado añadiendo que “nos toca a las instituciones sacar a la luz la historia de nuestro pueblo para el disfrute y conocimiento de nuestros vecinos y visitantes”.

Por su parte, Pedro Quiñones ha explicado que este libro es el resultado “de querer quitar ese complejo que los jóvenes de Chiclana tenían hace tiempo y que ya, afortunadamente, no existe”. Además, ha hecho todo un recorrido por las páginas del libro, mencionando a personajes destacados, “que destacaron no por su cargo, sino por pertenecer o estar en Chiclana”. Este libro narra la historia de la ciudad, haciendo protagonistas a sus gentes y sus lugares.