POLICÍA

Detenidas nueve personas de un clan familiar dedicado a la venta de droga en La Línea

La investigación se inició a raíz de varias informaciones recabadas sobre una vivienda como punto de venta

CÁDIZActualizado:

La Policía Nacional ha detenido en la Línea a nueve miembros de un clan familiar dedicado supuestamente al menudeo de drogas como presuntos autores de los delitos de tráfico de drogas y organización criminal.

En los registros realizados en cinco viviendas de la Barriada de los Junquillos se han intervenido armas, cocaína de gran pureza en roca para su corte, así como 60 dosis de sustancia estupefaciente dispuesta para su venta, más de 30.000 euros y 20.000 libras en otros medios de pago.

Según ha explicado la Policía Nacional, la investigación se inició a raíz de varias informaciones recabadas sobre una vivienda como punto de venta y distribución de cocaína y heroína. Así, los agentes realizaron una serie de vigilancias sobre la zona para verificar los datos obtenidos, comprobando que efectivamente había una notable actividad de personas en el lugar.

Fruto de las gestiones practicadas, los agentes lograron identificar a los moradores de la vivienda investigada, así como su participación concertada con otros miembros de la misma familia. En total contaban con hasta cinco viviendas que eran utilizadas para distintos fines en su organización, intentando potenciar la venta de sustancias estupefacientes.

Según ha explicado la Policía, las viviendas contaban con fuertes medidas de seguridad, al disponer de varias puertas blindadas de acceso a los domicilios y el establecimiento de diversos puntos de vigilancia en los alrededores, los conocidos como 'aguadores'. Además, alguna de estas viviendas contaban con más de cuatro puertas de hierro para acceder a su interior, que a su vez tenían instaladas varias cerraduras de seguridad, lo que se asemejaba a auténticos 'bunkeres'.

Las medidas de seguridad aumentaban en el momento en el que los puntos de venta iniciaban su actividad, dedicándose miembros de esta organización a patrullar las proximidades de las viviendas donde se efectuaban las ventas para detectar la posible actuación policial. Así, con todas estas medidas de seguridad el clan familiar efectuaba su actividad con un subjetivo sentimiento de impunidad.

Los registros policiales finalizaron con la detención de nueve personas y la incautación de 20 gramos de cocaína de gran pureza en roca para su corte y preparación en dosis, útiles para su manipulación, armas, más de 30.000 euros y 20.000 libras en otros medios de pago, además de la intervención de 60 dosis de sustancia estupefaciente.

Todos los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia en La Línea de la Concepción, cuyo titular decretó el ingreso en prisión para cinco de ellos.