. Calamaro subió a las tablas con ganas de presumir de nueva gira./ F. J.
Sociedad

Intensidad sobre el escenario

Andrés Calamaro e Iván Ferreiro conectaron con un público entregado y deseoso de prolongar la fiesta hasta bien entrada la madrugada

| JEREZActualizado:

La expectación tuvo anoche en Jerez un sólo nombre: Andrés Calamaro. El argentino arrancó ayer en la ciudad su nueva gira española y no defraudó a los miles de seguidores que se dieron cita en la explanada anexa al González Hontoria para disfrutar de su particular aportación a la música.

Además de Calamaro, la segoviana Rebeca Jiménez interpretó los temas de su disco Todo llegará. La joven salió al escenario en primer lugar y caldeó el ambiente para la actuación del que fuera solista de Los Piratas, Iván Ferreiro, dentro de su gira Las tres y media. Con reminiscencias a su anterior agrupación musical, el gallego compuso un completo recital con los temas de sus tres discos en solitario, sobre todo, del último de ellos -titulado Mentiroso mentiroso- ante un numeroso público que agradeció que la organización hubiera contado con Ferreiro para la cita con el Gran Premio de España de Motociclismo. Con su particular visión e interpretación de la música, el compositor conectó enseguida con el respetable entre los que, a buen seguro, sumó cientos de nuevos seguidores, además de afianzar la fidelidad de otros muchos que se dieron cita junto al González Hontoria.

Cuando Andrés Calamaro saltó anoche al escenario preparado por Televisión Española, las miles de personas que aguardaban su aparición irrumpieron en un afectuoso aplauso, el primero del concierto y el primero también de su esperadísima gira española. Y no es para menos puesto que el argentino puede vanagloriarse de haber traspasado generaciones con su música. Quién no conoce El cantante, Flaca, Paloma, Para no olvidar, Crímenes perfectos o Te quiero igual y otras decenas de temas que constituyen la banda sonora de mayores, medianos y jóvenes, y que forman parte de Andrés. Obras incompletas.

Rock y fútbol

Por otra parte, las dos citas musicales previstas para la noche de ayer se hicieron esperar un poco debido al partido entre el Real Madrid y el Barcelona. De hecho, el patio exterior de Ifeca -que acoge MotoJerez 2009- proyectó el encuentro en una pantalla gigante. La velada propuesta ayer por Sol Música estuvo más animada que el viernes, sobre todo, por la actuación de Melocos y de los jerezanos Los Delinqüentes, que siempre reúnen a un buen número de fieles cuando tocan en su tierra. Completaron el cartel Hablando en Plata, Maikel de la Riva, ErPeche y El tren de los sueños.