REPASO. Los jóvenes pudieron visitar ya las que serán sus casas durante un lustro. / J. M. A.
Chiclana

Una casa para cinco años

Los 12 pisos de protección oficial en régimen de alquiler de Panzacola fueron entregados ayer a sus propietarios, la mayoría jóvenes que quieren emanciparse

Actualizado:

Nervios y emoción; lo típico en estos casos. Ayer en Chiclana la jornada era muy especial para una docena de jóvenes familias, la mayoría chicos y chicas menores de 35 años, que recibieron las llaves de su nueva vivienda.

En concreto, el Ayuntamiento de Chiclana entregó pasada la una de la tarde los 12 pisos de VPO en régimen especial de alquiler que se han construido en la zona de Panzacola, un proyecto que incluye además un centro de día para personas mayores en el mismo inmueble.

Los pisos se han adjudicado por baremación a jóvenes con bajos ingresos, que serán sus propietarios sólo cinco años, puesto que las viviendas, transcurrido ese tiempo, cambiarán de manos, y la empresa pública de vivienda y suelo de la localidad, Emsisa, las destinará a otros adjudicatarios sin que de momento se haya planteado darles opción de compra.

Éste es el principal hándicap que esbozaban ayer los nuevos propietarios de pisos públicos en Chiclana, que, no obstante, no perdían la ilusión de iniciar una nueva vida e independizarse.

«Estamos muy contentos, llevamos mucho tiempo preparando los muebles, comprando detallitos y nos pensamos mudar antes de un mes», explicaba a LA VOZ Manuel Cornejo, uno de los jóvenes afortunados, que desde ayer es titular de un piso de unos 36 metros cuadrados de superficie en la primera planta de este edificio en Panzacola.

La protocolaria entrega de llaves estuvo presidida por el alcalde de Chiclana, José María Román, que compartió posteriormente la primera visita a sus nuevos hogares con algunas de las parejas afortunadas, y que destacó «la buena calidad de terminación de unos pisos públicos para menores de 35 años que permiten seguir haciendo ciudad».

Apenas unos minutos después de recibir sus llaves, estas familias con toda una vida por delante comenzaban a hacer sus primeros planes. Alberto Aragón y Mari Carmen son novios. Él tiene tan sólo 19 años, y ya piensa en independizarse. «Tenemos todos los muebles comprados desde hace meses, teníamos muchas ganas de que nos la dieran», comentaban. Su caso ejemplifica la tipología de inmuebles adjudicados, que cuentan con una superficie de entre 36 y 50 metros cuadrados, con uno y dos dormitorios. La cuota mensual de alquiler que deberán pagar durante estos cinco años rondará los 145 euros por adjudicatario, lo que convierte a estos pisos en una opción muy válida para convertirse en el primer hogar de muchos jóvenes de la localidad.

En los próximos días Vivienda tiene previsto entregar la segunda promoción de VPO ya construida en la ciudad durante este mandato; en este caso se trata de 23 pisos en régimen de venta en la zona de Los Carriles, adjudicados el verano pasado.

chiclana@lavozdigital.es