OCIO. El parque es un lugar muy frecuentado por niños. / A. M.
Chiclana

La Soledad exige seguridad y el cumplimiento de la Ley Antibotellón en el parque

Un grupo de vecinos ha denunciado la falta de seguridad en el parque público La Soledad, además del incumplimiento de la Ley Antibotellón por parte de los numerosos jóvenes que se dan cita cada noche en este equipamiento público. De esta forma, los residentes hacen público su gran malestar, ya que soportan ruidos hasta altas horas de la madrugada y observan cómo se produce el tráfico de drogas en este lugar destinado al ocio y al esparcimiento de todos los ciudadanos.

A. M.
Actualizado:

«El problema que sufrimos se agrava en verano, ya que los jóvenes se llevan hasta muy tarde en el parque, privándonos del derecho al descanso», dice la representante de los vecinos, que esconde su identidad para no sufrir represalias.

Una de las medidas que están estudiando poner en marcha es la creación de una plataforma, ya que este problema, como apuntan estos vecinos, se reproduce en otros lugares de la ciudad. «Estamos en contacto con residentes de La Rosaleda, que sufren las mismas molestias, además de la plaza Las Palmeras o Santa Ana», comenta la portavoz. Asimismo, van a realizar continuas denuncias al Consistorio por no asumir su responsabilidad a la hora de controlar el botellón.

Los vecinos piden, también, mayor dinamización por parte de la delegación de la Juventud. «Deberían apostar por alternativas y crear lugares adecuados para estos jóvenes», expresan los residentes de La Soledad.

Antonio Peña, de la coordinadora Antidroga Nueva Luz, explica que las circunstancias que viven estos vecinos supone uno de los mayores problemas de la localidad y exige la inmediata creación de una Junta de Seguridad dónde se citen todos los colectivos afectados.