Sede de la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía
Sede de la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía - ABC
Política

La Junta de Andalucía paraliza obras del Ayuntamiento de Jaén en vísperas del año electoral

El alcalde denuncia que la Delegación de Cultura actúa al dictado del secretario local del PSOE

JaénActualizado:

La Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía paraliza obras y proyectos municipales en vísperas del año electoral, que oficialmente comienza el próximo mes de mayo. Tras prohibir a primeros de mes la remodelación de una plaza construida durante el franquismo en Jáen ha frenado las obras iniciadas para sustituir la red de saneamiento en una calle del casco histórico. El alcalde de Jaén, Javier Márquez, denuncia que la administración autonómica actúa al dictado del PSOE.

Márquez ha lamentado que la Junta de Andalucía se empecine en boicotear obras en la ciudad en lugar de favorecer el desarrollo de Jaén. Ha añadido que, so pretexto de supuestas protecciones culturales, la Delegación hace el juego al PSOE. En concreto, a su secretario local, Julio Millán, quien previsiblemente encabezará la candidatura socialista en las elecciones de 2019.

La coincidencia en el tiempo del rechazo al proyecto de la plaza del Pósito y la paralización de las obras de la carrera de Jesús evidencian, a juicio del alcalde, que la Junta de Andalucía sigue órdenes del PSOE. En este sentido, Márquez ha lamentado que para hacer un favor a Millán la administración autonómica evite que el Ayuntamiento invierta en la ciudad, cuestión que, según ha augurado, les pasará factura a los socialistas porque los jiennenses demandan inversiones que, cuando llegan, paraliza la Delegación de Cultura.

Para resaltar que la Junta de Andalucía actúa a beneficio de parte, el alcalde ha recordado que Cultura no frenó diversas obras que desde 2007 a 2011 realizó en el casco antiguo el equipo de gobierno liderado por la alcaldesa socialista Carmen Peñalver. Márquez cita en concreto los proyectos ejecutados en la plaza de San Francisco, en las calles Puerta del Ángel, Martínez Molina, Almendros Aguilar, Bernabé Soriano, Puerta de Martos, Julio Ángel, García Requena y Jiménez Serrano, así como en el barrio de La Alcantarilla y la judería.

Por esta cuestión, el regidor ha acusado a la Delegación de cultura de mirar hacia otro lado durante el mandato socialista, si bien ha puntualizado que también es posible que este departamento de la Junta considerara en esa época que no era competente para revisar las actuaciones que se llevaron a cabo en el casco histórico. Lo que apuntala el criterio de Márquez de que ahora se extralimita en sus funciones con la única intención, a su juicio, de hacer oposición al Ayuntamiento.