Reses en una feria ganadera
Reses en una feria ganadera - Antón García
Agricultura

El sector agrario de Córdoba se alegra por el retraso en la PAC: «Cuanto más tarde en aplicarse, mejor»

La anterior propuesta, que supone nuevos recortes en las ayudas, fue calificada como «un estropicio»

CórdobaActualizado:

En mayo se dieron a conocer las líneas maestras de la propuesta de la Comisión Europea (CE) para la nueva Política Agraria Común (PAC) de cara al periodo comprendido entre 2021 y 2027. Fue un documento que se recibió por parte de los profesionales agrarios, así como por parte de la Junta de Andalucía, con mucha preocupación y con rechazo al suponer una rebaja de las ayudas que reciben los productores, unos fondos que representan una parte muy importante de su renta.

Hay que recordar que se trata de un plan con gran relevancia en el campo, ya que desde Bruselas suelen llegar cada año unos 300 millones de euros en subvenciones para unos 44.000 agricultores y ganaderos repartidos por toda la provincia.

Ahora, ese escenario parece que va a cambiar sensiblemente porque, según ha puesto de manifiesto el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y algunos eurodiputados españoles, todo parece indicar que la aplicación de la nueva PAC se retrasará hasta 2023, algo que ha sido muy bien recibido por parte de las organizaciones agrarias. Son varias las causas que explican esta demora de dos años, entre la que se encuentra el retraso en la tramitación del Marco Financiero Plurianual (MFP), un documento global en el que se incluyen las medidas que afectan al campo. También hay que tener en cuenta la celebración de las elecciones al Parlamento Europeo en mayo del año próximo, unas votaciones de las que también tendrá que salir una nueva Comisión Europea.

El presidente provincial de la Asociación de Jóvenes Agricultores y Ganaderos (Asaja), Ignacio Fernández de Mesa, indicó que esa ampliación del plazo puede ser una buena oportunidad para mejorar la oferta que se realizó por parte del Gobierno comunitario. «La primera propuesta que recibimos de la Comisión era un estropicio para el campo cordobés, por lo que vemos bien que se retrase su puesta en marcha», destacó el dirigente agrario.

Por su parte, el presidente en Córdoba de Cooperativas Agroalimentarias de Andalucía, Rafael Sánchez de Puerta, consideró «muy positivo» el posible retraso de la nueva PAC. «Cuanto más tarde en aplicarse mejor para nuestros intereses porque siempre que ha cambio un campo en esta política ha traído consigo recortes, más o menos elevados, de las ayudas», subrayó el dirigente.

Este colectivo empresarial defiende que los apoyos financieros que vienen de Europa son fundamentales para la conservación y la fijación de la población en los entornos rurales de la comunidad autónoma.