Montaje de los palcos de la carrera oficial de la Semana Santa de Córdoba 2018 en la calle Torrijos
Montaje de los palcos de la carrera oficial de la Semana Santa de Córdoba 2018 en la calle Torrijos - VALERIO MERINO
COMENTARIOS

Chisporroteos: no por mucho madrugar

La carrera oficial de la Semana Santa de Córdoba se ha montado sin antelación exagerada

CÓRDOBAActualizado:

1. No por mucho madrugar

En estos tiempos en que las igualás se convocan en septiembre, se hacen en octubre y se reparten los ensayos desde noviembre, sorprende que el montaje de la carrera oficial haya empezado a menos de veinte días de la Semana Santa de Córdoba 2018. Tiene toda la pinta de que no habrá muchos problemas para llegar a tiempo, pese a la lluvia, y se agradece que no haya tanta agonía para hacer las cosas. Ahora que todo el mundo tiene prisa hay que recordar que no por mucho madrugar, amanece más temprano.

2. En directo

Toda una innovación es que la hermandad del Císter, que fue tan revolucionaria en muchas cosas, decidiera retransmitir su más que meritoria Exaltación al Nazareno a través de las redes sociales. La hermandad del siglo XXI tiene que buscar a la gente asomándose a todas las ventanas posibles para darse a conocer.

3. Dejad que los niños

Cualquier cosa que sirva para enseñar a los niños que una hermandad no es sólo de personas mayores significa regar una planta que en el futuro puede florecer y dar frutos. Desde Ánimas a la Misericordia, de la Sentencia a las Angustias, todas las que estos días se preocupen de que los pequeños se integren dan pasos en dirección correcta.

4. Obra maestra

No hay más que asomarse a las fotos para apreciar la calidad abrumadora de la nueva saya de la Virgen de la Paz, con diseño magistral y ejecución primorosa llena de hojillas de oro y plata, sin olvidar el detalle, tan suyo, del color buganvilla. Esta vez no será un tópico decir que es una «obra maestra» en todos los sentidos de esta expresión para el futuro.

5. Miscelánea

¿Cuál será la próxima pieza patrimonial que no haga falta sustituir pero que terminará pasando al olvido ante el afán de estrenar? Ahora que han pasado los cuatro años, ¿hablarán los que tanto se pronunciaban? ¿Por qué no se ponen los cofrades jóvenes los vídeos de la Televisión Municipal y aprenden a respetar a las filas de nazarenos? And last but not least, ¿por qué es tan frágil la frontera que separa al criterio de la improvisación?