Nuestra Señora de la Soledad este pasado Sábado Santo
Nuestra Señora de la Soledad este pasado Sábado Santo
COFRADÍAS

Peligra el cabildo electoral de Santo Entierro

El director espiritual y párroco de Santa Cruz tumba las dos candidaturas

CÁDIZActualizado:

El proceso para el cabildo electoral de Santo Entierro previsto en principio para el 29 de junio ha sufrido un duro revés. El director espiritual de la corporación y actual párroco de Santa Cruz, Rafael Fernández Aguilar, no ha aceptado las candidaturas que se han presentado a este cabildo y así lo ha comunicado la corporación al Secretariado Diocesano en un escrito en el que se expone que aunque se han presentado en tiempo y forma correctamente, «el director espiritual estima conveniente que sea solo una candidatura».

Fernández Aguilar no admite ninguna de las dos candidaturas presentadas y manifiesta que sea el responsable del secretariado el que decida sobre ellas.

El pasado mes de abril se conocía que la hermandad del Sábado Santo adelantaría el cabildo de elecciones una medida que adoptaba por la decisión del hasta el momento hermano mayor, Fernando Malines, de no seguir al frente de la corporación por motivos laborales.

A partir de ese momento los hermanos buscaban soluciones para que la cofradía pudiera continuar con su actividad normal con la llegada de una nueva junta de gobierno. Este lunes 11 de junio concluía el plazo de revisión de candidaturas y el martes 12 la hermandad tenía que trasladar al consejo y al secretariado toda la documentación. En un principio solo había dado el paso una única lista encabezada por Fernando Díaz Riol. Sin embargo, ahora se ha conocido que ha surgido una nueva propuesta liderada en este caso por Damián Porquicho Sánchez y que cuenta con la presencia de algunos miembros de la anterior junta de gobierno.

El director espiritual Rafael Fernández Aguilar no ha dado el visto bueno a ninguna de las dos y ha decidido no admitirlas ya que entiende que debe concurrir un único equipo para dar estabilidad a la corporación. Así las cosas, la realidad es que la celebración del cabildo electoral del Santo Entierro peligra en estos momentos. De hecho, ya no se están respetando los plazos puesto que desde este miércoles 13 de junio se tendrían que haber publicado las candidaturas e iniciado el proceso de envío de los proyectos a los hermanos. El secretariado diocesano tampoco se ha pronunciado oficialmente en este delicado caso a falta de escasas dos semanas para las elecciones.

La preocupante situación podría incluso dar paso a que el secretariado intervenga la corporación y designe un comisario que sea quien decida sobre la actividad de la misma.