efe
DEL 26 DE NOVIEMBRE AL 1 DE DICIEMBRE EN BILBAO

Fun & Serious Game Festival 2015: nostalgia, «jugones» y el ejemplo finlandés

Los creadores de Tetris y Monkey Island, Alexey Pajitnov y Tim Schaffer, recibirán premios honoríficos

BILBAOActualizado:

El que presume de ser el mayor festival de videojuegos de Europa, el Fun & Serious Game Festival, se ha presentado en sociedad este jueves en Bilbao, a tan solo unos días de que arranque su quinta edición, que tendrá lugar entre el 26 de noviembre y el 1 de diciembre. Una nueva ocasión para «celebrar la importancia de los videojuegos como tractor económico y elemento cultural», como ha subrayado su director, Alfonso Gómez, a la vez maestro de ceremonias en el acto de presentación del certamen.

Algunas cifras: alrededor de 400 pequeñas y medianas empresas conforman la industria del videojuego en nuestro país, el 8% en el País Vasco. Una industria que facturó 412 millones de euros en 2014 y maneja previsiones de alcanzar los 1.000 millones en 2018. Lejos, todavía, de gigantes como Francia -3.300 millones- o del que será el país invitado de este año: Finlandia -ya por los 1.200 millones-. «Es un referente en la industria del videojuego en Europa y creemos que tiene mucho que enseñarnos como industria y como festival», ha destacado Gómez.

En esta quinta entrega del Fun & Serious se darán la mano lo puntero y lo nostálgico. Las últimas novedades, con la campaña navideña a la vista, en la Fun Zone, al alcance y disfrute del público. Y los juegos de siempre, los de toda la vida, los grandes clásicos, encarnados en los acreedores de los premios honoríficos, tres en total. «No había mejor manera de celebrar que reconociendo a los grandes talentos que la industria del videojuego ha dejado, y que nos han proporcionado obras inmortales», en palabras del director del festival.

Si uno piensa en iconos, ha apuntado, tres destacan por encima del resto: Mario, PacMan… y Tetris. El creador de este último, Alexey Pajitnov, recogerá el Premio Bizkaia por ser una de esas figuras que han cambiado la industria. Y qué decir del juego que salió de su mente. «Además de ser reconocido mundialmente, en su época rompió el famoso Telón de Acero».

Otro gurú, Tim Schaffer, el padre de Monkey Island, entre otras joyas, recibirá el premio especial. «Un tipo obsesionado porque el videojuego encontrase su propio lenguaje, un genio que ha experimentado con las aventuras gráficas, que aún hoy sigue experimentando y lanzando proyectos», le ha elogiado Góomez. Y como tercer galardonado, James Armstrong, Vicepresidente y Director General de Sony Computer Entertainment Iberia, que acaba de anunciar su marcha de la compañía.

Premios «de titanio»

Los tres pondrán el sello distintivo a la gala de entrega de premios, que por primera vez se celebrará en el Museo Guggenheim. Los trofeos, además, reciben nueva denominación: Titanium, en un guiño a la transformación de Bilbao, antes ciudad industrial y hoy volcada en otros sectores. Hay nuevas categorías, como Mejor diseño de juego, Mejor idea original y Mejor interpretación en castellano, para «poner el foco en la labor que realizan los diferentes actores que participan en la elaboración de un videojuego».

Junto a los premios, que vienen a ser como los Oscar de los videojuegos, el Fun & Serious Game Festival acoge foros tan relevantes como el VIT Talks, donde figuras de la industria, los denominados «influencers», ofrecerán breves charlas con una temática común: el arte de innovar. Junto a los mencionados Pajitnov y Schafer, acudirán figuras como Peter Vesterbacka, uno de los creadores de Angry Birds, o Patrice Désilets, creador de la franquicia Assassin's Creed.

La industria independiente encontrará también su espacio a través de AZ Play, en el Azkuna Zentroa el día 26, y un dia después en el Talent Day, con clases maestras y mesas redondas; y, en definitiva, un punto de encuentro para la industria.

«Los Messi de los videojuegos»

La parte más «fun» del certamen, un año más, llegará de la mano de la competición entre miles de aficionados de los eSports, en colaboracion con ESL, la mayor agencia del mundo. Con el Palacio Euskalduna como ámbito, la Fun Zone recibirá a «los Messis y los Cristianos Ronaldos» de los videojuegos, que se batirán el cobre en el League of Legends y el Counter Strike.

Un evento en absoluto cerrado: los visitantes podrán hacer también lo que más les gusta, jugar, y disfrutarán de las últimas novedades en más de un centenar de puestos de juego.

La cita: del 26 de noviembre al 1 de diciembre. En Bilbao.