Por qué es importante que los mensajes privados de Twitter estén encriptados

La multinacional estadounidense trabaja, según los primeros indicios, en un sistema de cifrado de extremo a extremo similar al introducido en aplicaciones de mensajería como WhatsApp

madridActualizado:

Aunque la conversación pública es el principal tractor de Twitter, si se rasca por debajo de la red del pajarito azul nos encontramos un submundo en donde los mensajes privados, ajenos a las miradas de los demás, forman parte de una realidad paralela. Pero su uso, aunque masivo, despierta ciertas dudas entre sus millones de usuarios. ¿Y si se filtran? ¿Y si acceden a mi cuenta?

Las aplicaciones de mensajería instantánea han encontrado un filón que explotar, el de los servicio de priviacidad y la seguridad. Pero las redes sociales, sin embargo, al menos las de corte más tradicional, han pasado de largo como quien escucha llover. Todo puede cambiar en Twitter. Según informa el medio especializado «Mashable», la plataforma de microblog está preparando un sistema de mensajería directa encriptada. Todo proviene, en realidad, de unas capturas obtenidas por una programadora llamada Jane Manchun Wong, quien apreció este trabajo.

Bajo el nombre de «Conversación secreta», la multinacional estadounidense puede subirse al carro de la mensajería segura, aunque todavía no existe ni confirmación oficial ni posibles fechas de lanzamiento. Pero esta función, en cualquier caso, representa un importante atributo al que aferrarse y que puede incentivar, aún más, el consumo de esta plataforma.

Y todo gracias a ese sistema de «cifrado de extremo a extremo» que, al igual que otras aplicaciones que ya cuentan con características similares (WhatsApp, Telegram...), puede hacer que los mensajes solo puedan leerse entre el emisor del mensaje y su destinatario, y no la empresa propietaria del servicio en cuestión.

De tal forma que, en caso de intentar ejecutar un ataque para interceptar el mensaje mientras éste viaja de un dispositivo al otro, los cibercriminales no podrán más que perder, a priori, el tiempo. Únicamente una clave secreta podrá descrifrar el contenido. En la actualidad, los mensajes se almacenan en los servidores de Twitter haciéndolos, así, potencialmente inseguros.

Esta novedad significa que en el momento en el que un usuario envíe un mensaje, éste únicamente podrá ser visto por el destinatario, sin que nadie, ni cibercriminales, ni regímenes opresivos, ni siquiera nosotros, pueda tener acceso a su contenido. Por tanto, implica mayor seguridad y privacidad.